Arlene B. Tickner 9 Mar 2010 - 10:49 pm

Visión Global

El riesgo viene de adentro

Arlene B. Tickner

En aparente alusión al gobierno de Venezuela, que ha dicho que la normalización de sus relaciones con nuestro país no se logrará sino en la era “posuribista”, Álvaro Uribe exclamó que “no podemos permitir que nos vayan a imponer desde afuera un presidente de Colombia”.

Por: Arlene B. Tickner
  • 33Compartido
    http://www.elespectador.com/columna192090-el-riesgo-viene-de-adentro
    http://www.elespectador.com/columna192090-el-riesgo-viene-de-adentro
  • 0

¿Declaración cándida o estrategia astuta para provocar la ira de Chávez, un señalamiento negativo a Juan Manuel Santos y un dispare mágico de éste en las encuestas? En realidad el problema no es ese, sino que mientras nos distraigan los peligros que supuestamente amenazan la seguridad democrática desde afuera, la verdadera amenaza para las elecciones colombianas —analizada recientemente por la MOE (en la que participan expertos colombianos de reconocido rigor académico con un fuerte apoyo internacional) y por una misión extranjera con representación de varios países— sigue intacta. Y viene de adentro.

Según la MOE, aunque menos municipios corren riesgo hoy por variables asociadas a la violencia en comparación con las elecciones locales de 2007, 38% del territorio nacional todavía se ve afectado por éstas, siendo la principal la presencia de las Farc y las denominadas Bacrim. En los departamentos de Arauca, Guaviare, Caquetá, Cauca, Putumayo, Quindío, Córdoba y La Guajira, el porcentaje de municipios en donde el voto puede verse comprometido por actos violentos asciende a cifras alarmantes de entre 60 y 100%. Adicionalmente, factores electorales arraigados en el clientelismo —entre ellos la compra de votos y las votaciones atípicas— ponen en riesgo a otros tantos, entre 27 y 36% para las elecciones a Senado y Cámara, respectivamente.

La misión internacional de observación preelectoral, que estuvo en Colombia durante el mes de febrero, identifica además varios obstáculos generales a unas elecciones libres en el país, siendo los más preocupantes la violencia y discriminación ejercidas contra los sectores más vulnerables (juventudes, afrocolombianos, indígenas, desplazados, pobres, comunidad LGBT), un miedo generalizado a ejercer o votar por la oposición o, en el caso del periodismo independiente, de denunciar crímenes electorales, y la participación abierta de funcionarios públicos en actividades de campaña. Sumado a lo anterior, el hecho de que 26 congresistas judicializados por parapolítica buscan reelegirse, junto con varias decenas de otros candidatos que se harán elegir con el aval de jefes parapolíticos, augura mal para la renovación política colombiana.

¿Será que en Colombia el uso de la violencia y la coerción, así como la ilegalidad han llegado a naturalizarse a tal punto que nadie aquí ni en el resto del mundo se sorprende que las elecciones legislativas de este domingo enfrentan serios obstáculos en más de un tercio del país? ¿Ni con la brecha que hay entre esta realidad y un discurso oficial que dice haber resuelto los problemas de inseguridad, debilidad estatal y democracia en Colombia? El verdadero riesgo electoral no está afuera en las alianzas internacionales de las Farc, la agresividad de Chávez, ni las condiciones impuestas por Obama para desentrañar la discusión del TLC, sino aquí en nuestro seno. Y sobre todo en la presencia de dos actores que se suponían derrotados —la guerrilla y los “neoparamilitares”— y en la parapolítica, que da indicios de reencarnación. ¿Será esta seguridad democrática?

  • 0
  • 16
  • Enviar
  • Imprimir

Última hora

  • Rafael Ramirez, de zar petrólero a canciller de Venezuela

Lo más compartido

16
Opiniones

Para opinar en esta nota usted debe ser un usuario registrado.
Regístrese o ingrese aquí

Opciones de visualización de opiniones

Seleccione la forma que prefiera para mostrar las opiniones y haga clic en «Guardar» para activar los cambios.
Opinión por:

Juan Pedro Duncan

Mie, 03/10/2010 - 23:56
Claudio llegó a emperador detrás de una cortina donde se escondió cobardemente mientras mataban al desalmado de Caligula, igualmente era tartamudo, tonto, amaricado y su esposa mesalina se la jugaba, también era muy común que los romanos se maquillaran los ojos. adivina adivinador...........................¿dónde está el santo?
Opinión por:

jorgitoeldeleo

Mie, 03/10/2010 - 20:53
Definitivamente uno no sabe si el delincuente de la casa de Nari es o se hace el huevón. Basta mirar las encuestas de todas las casas especializadas para percibir que una de las figuras más impopulares en Colombia es el presidente de Venuezuela. ¿En qué cabeza puede, pues, caber que por influencia de ese mandatario, ciudadanos colombianos vayan a sufragar por un determinado candidato?. Pero si vamos a hablar de injerencia de gobiernos extranjeros habría que pensar que el gobierno de USA estaría muy interesado en que el elegido fuera un clón de su servíl lacayo de los últimos 8 años. ¿Por qué el indigno ocupante de solio de Bolívar no nos habla un poco de esa intervención abusiva del país del norte?
Opinión por:

bosforo

Mie, 03/10/2010 - 19:55
la única amenaza para colombia se llama alvaro uribe CORRUPTO
Opinión por:

colquim

Mie, 03/10/2010 - 17:19
Me aterra que muchos no diferencien la caguanizacion del pais en el 2002, con lo que es hoy Colombia. Los que no tenemos amnesia votaremos por la continuacion de la seguridad democratica. Se que tenemos muchos problemas como cualquier sociedad moderna, pero la peor lacra son los narcoasesinos de las farv y sus colaboradores. Lacra como esta solo pocos paises en el mundo la sufren.
Opinión por:

Contradictor

Mie, 03/10/2010 - 18:55
Y a mi me aterra con continùe el paramilitarismo gobernando a Colombia como lo ha venido haciendo durante casi ocho años en cabeza de uribe.
Opinión por:

gaviotaluza

Mie, 03/10/2010 - 16:20
Pareceira que estuvieramos condenados los colombianos que sabemos leer.....o votamos por los mismos depredadores del pasado...o corremos el riesgo de ser llamados "terroristas".....el peligro en este pais, es ser honrado...o ud que opina dr Valencia Cossio????
Opinión por:

Mifeisbu

Mie, 03/10/2010 - 15:57
El riesgo electoral esta en cabeza del presidente, quien violando flagrantemente la ley, hace campania politica en favor del titere que maneja, para el gobernar en cuerpo ajeno y todo con el beneplacito de su otro titere, el procurador.
Opinión por:

chiqueomocha

Mie, 03/10/2010 - 10:34
Es el momento de formar un movimiento que exija el pago de recompensas a quienes denuncien a los compradores de sus votos. Si con esto se va al traste la Seguridad democrática y la confianza inversionista, eso ya es otro cuento.
Opinión por:

Antipático

Mie, 03/10/2010 - 10:27
Es desde La Picota, no desde Venezuela!
Opinión por:

Gerardo JEAM

Mie, 03/10/2010 - 10:02
La corrupciòn tiene que ver con el comportamiento del ejecutivo asì lo prueba los escandalos del AIS, INCO, las zonas francas y la "emergencia social" en esta ultima los beneficiarios fueron las EPS, mientras al pueblo raso se le recortaron los derechos a la salud, de ahora en adelante cualquier tratamiento de alguna complejidad va a ser remitida a un comite tècnico, que calificarà el monto que debe pagar la familia del paciente.
Opinión por:

confesor

Mie, 03/10/2010 - 09:21
Arlene, muchas gracias. Pero que hacer con tanto ignorante, sobre todo los residentes en USA, que creen en Uribe como el salvador y no analizan, ni leen articulos sobre la realidad, se comen el cuento de los medios y con eso se quedan. Lo grave de este comportamiento del colombiano es que de este manera persistiran en el tiempo los gobiernos corruptos y antipopulares. Hay que ver no mas mujeres inconcientes dando serenata a Uribe, olvidandose de la situacion de la educacion, la salud, el trabajo de los colombainos
Opinión por:

kathy porto

Mie, 03/10/2010 - 08:19
Perfecto,Arlenne.
Opinión por:

suesse

Mie, 03/10/2010 - 08:15
Es ese el discurso con el que los politiqueros "de siempre", los hijos de la rabia, y quienes como tales, viven de ese odio y de la violencia ( armas, seguridad privada, seguros, contratos, primas de inseguridad, de violencia, etc,etc), que lo único que quiere "asegurar" es su perpetuación en los puestos que tienen, o peor, "mejorar" su posicionamiento a como de lugar, a costa de la manipulación de miedos reales y fantásticos en mucha población, que pobrecita, ni puede, y cuando puede, a veces no quiere sino hablar con las palabras del dr. JOG, del dr.Uribe, del dr. Valencia Cossio, o de otro lado, de ideas imposibles hasta ahora. Yo creo que esto no va a cambiar ahora, pero está en manos de quienes no creemos que ese sea el camino, el que a futuro sea otro: moderno, social, institucional
Opinión por:

nihilista

Mie, 03/10/2010 - 05:38
Seguridad democratica es la seguridad para aquel que roba, pecula, hace trampa, trafica drogas, mata inocentes, compra votos, amenaza, que no sera juzgado y que, si lo es, el ejecutivo hara todo lo posible por que no sea condenado. Es decir que la segurida' democratica es lo mas asqueroso y podrido que ha producido nuestra republiqueta bananera en sus 200 años de historia.
Opinión por:

gente común

Mie, 03/10/2010 - 05:00
"El estribillo de la seguridad democrática, la confianza inversionista y la cohesión social" es entonado por cada vez menos obsecados adeptos. Cuando surge el despertar de la gente cuestionando cuan efectiva y legítima es la praxis política del gobierno que la caracteriza, que nos tiene saturados de escandalos, denuncias, cohechos, concusiones, sobornos, implementaciones mediocres, improvisaciones y la más escueta impunidad a los más altos niveles de gobierno para delitos atroces como los crímenes de civiles por parte de entidades de seguridad del Estado y la violación a las libertades individuales y el hostigamiento a los magistrados, periodistas y organismos de derechos humanos,.... la máscara se les cae. Finalmente la gente abrirá los ojos a tanto engaño y comportamiento fraudulento.
Publicidad
Publicidad

Suscripciones impreso

362

ejemplares

$312.000 POR UN AÑO
Ver versión Móvil
Ver versión de escritorio