Publicidad
Automovilismo 28 Ene 2013 - 9:38 pm

Entrevista con el piloto colombiano, ganador de las 24 Horas de Daytona

Juan Pablo Montoya: "Se me aguaron los ojos"

El piloto colombiano, que llevaba más de dos años sin ganar una carrera, admite que en la última vuelta se emocionó mucho.

Por: Diego Fernando Mejía / Daytona Beach, EE.UU.
  • 240Compartido
    http://www.elespectador.com/deportes/automovilismo/juan-pablo-montoya-se-me-aguaron-los-ojos-articulo-400983
    http://tinyurl.com/mkvn7xp
  • 0
insertar
Juan Pablo Montoya ha ganado tres veces en Daytona. / AFP

Al final de las 24 Horas de Daytona, el piloto colombiano Juan Pablo Montoya sonreía, pero no exultante. No era el cansancio el que mermaba su celebración, tampoco que el triunfo no fuera significativo para su carrera. Nadie más que él sabe que su velocidad y talento innatos siguen ahí, pero la falta de resultados en los 903 días anteriores a su victoria de este domingo lo hizo respirar de alivio y expresar una emoción que casi llegó al llanto, algo inusual en el fuerte carácter del colombiano.

El Espectador dialogó con Montoya tras su tercer triunfo en las 24 Horas de Daytona, luego dos años, 5 meses y 9 días sin ganar una carrera.

Después de más de dos años sin ganar, ‘sintió alegría o alivio cuando pasó la meta el domingo?

Le digo la verdad, yo soy muy poco sentimental, pero en esa última vuelta se me aguaron los ojos. Yo decía, “¡Ah! por fin”. Fui suave para no arriesgar nada, el carro estaba funcionando perfecto, entonces no iba a tener problema, pero sinceramente nos tocó lucharla. En el último reinicio los dos autos que venían detrás se anticiparon a la bandera verde, pero tuvimos suerte también. Tenía tan buen carro que tocaba tener paciencia, porque entre más vueltas diéramos, más superiores éramos en la pista.

El final tuvo el drama de la estrategia, la incertidumbre de si iba a tener combustible para llegar o si tendría que parar en pits y ceder la punta…

Pues yo sabía que tenía que parar en pits. Ya me habían dicho que estábamos cortos de gasolina por cuatro vueltas y cuando el carro 60 se salió de la pista y luego paró en pits, me dijeron por el radio que necesitábamos abrir una diferencia mínimo de 45 segundos para poder ganarles y que estábamos a 40. Me comunicaron que le diera y le di con todo.

Enlazó una vuelta de clasificación con otra en ese momento…

Sí, fue duro. De noche es mucho más fácil porque el clima permite cuidar las llantas por la temperatura más baja. Acá cuando el carro empuja tanto, maltrata mucho la llanta y eso hace más duro no acabarlas antes de tiempo.

¿Qué fue lo más duro del día de carrera?

Realmente no tuvimos muchos problemas. Yo iba a lo que daba el carro y me va muy bien haciendo eso. Quedé muy contento porque no cometí ni un error y aunque fue un poco inesperado que me colocaran en el carro 01 este año y no en el 02 como en los anteriores, se lo agradezco al equipo.

Lideraron en su auto 421 de 709 vueltas. Ha sido de sus tres victorias en Daytona la más dominante.

Pues yo pienso que el primer año que corrimos con motores BMW teníamos ventaja. Esta vez también la tuvimos, porque creo teníamos mejor aerodinámica y más potencia que los demás. En la parte más cruzada de la pista no éramos rápidos si se fija bien, pero hubo otros carros que al final nos complicaron porque ajustaron la aerodinámica parecida a la nuestra.

Es su tercera victoria en las 24 Horas de Daytona, pero la primera vez que pasa la meta manejando al final de la carrera…

Es mucho más especial ir manejando el carro cuando uno gana acá, que saber que uno hizo todo el trabajo para que el piloto del último turno salga a pasear.

En dos semanas regresa a Daytona para arrancar su temporada en Nascar. ¿Qué expectativa trae después de los ensayos de invierno?

Muy contento. Creo que tenemos un buen carro, hemos mejorado mucho, aunque no sé qué tan bien vamos a estar. Creo que estamos un 80 por ciento mejor preparados que el año pasado y eso es bueno. Sin embargo, necesitábamos algo como esto para empezar el año. Las carreras son así y un día tomamos la decisión de venir aquí y sabíamos que íbamos a tener tanto días buenos como malos. Este es uno de los buenos, pero no todos serán así.

Relacionados

inserte esta nota en su página
  • 0
  • 13
  • Enviar
  • Imprimir

Última hora

  • The Economist publicó editorial en la que compara a las Farc con Uribe
  • Precio de la gasolina baja 88 pesos en noviembre

Lo más compartido

  • La mejor inventora del mundo es colombiana
  • La impactante broma de los 27 millones de reproducciones en YouTube
  • 'No le preste atención a la gente pobre': Robert Kiyosaki
Publicidad

Suscripciones impreso

362

ejemplares

$312.000 POR UN AÑO
Publicidad
Ver versión Móvil
Ver versión de escritorio