Egan Bernal, campeón del Tour de Savoie

El pedalista colombiano del Androni Giocattoli dominó además la clasificación de los puntos y de los jóvenes. Fue segundo en la montaña.

Egan Bernal lideró la clasificación general, de los puntos y de los jovenes en el Tour de Savoie.Tour de Savoie Mont Blanc

Hace unos años el diario Marca de España tituló: “La bestia que se viene” en referencia a Egan Bernal. En ese artículo el diario español habló con el manager del equipo Androni Giocattoli Gianni Savio, quien consideraba que el colombiano era el “campeón del futuro”. Y no se equivocaba el italiano. Bernal ha dado mucho de qué hablar desde su debut en Europa. Ha ganado en siete clasificaciones de los jóvenes. Pero su obra maestra la realizó en el Tour de Savoie.

Este joven nacido en Zipaquirá y con apenas 20 años de edad, dominó esta competencia. Se coronó campeón con un tiempo de 15 horas, 56 minutos y 41 segundos. Le sacó 50 segundos a su más inmediato perseguidor, el belga Bjorg Lambrecht y dos minutos, 17 segundos a Harm Vanhoucke, quien finalizó tercero. Pero no solo en la general terminó en la primera posición. También fue salió como triunfador en la clasificación de los jóvenes y de los puntos. Además, fue segundo en la montaña.

Rememorando los tiempos de Bernard Hinault, en los que el francés ganaba en la montaña y en el plano. Así estuvo Bernal, guardando las proporciones. El colombiano estuvo intratable. Mostró todo su potencial. Se hizo con el liderato de la competencia en una contrarreloj individual de 11,9 kilómetros con tendencia al ascenso. Además, en cuatro de las cinco etapas de esta carrera terminó en el top-10. La única fracción en la que salió de estas posiciones fue en la tercera, donde terminó decimosegundo.

En el ascenso, en la bajada, en el plano y en la contrarreloj. En todos los terrenos se vio bien, sacó su casta. En la última etapa lo demostró. No ganó, pero terminó tercero, con el mismo tiempo del francés Pierre -Luc Perichon y el belga Bjorg Lambecht, primero y segundo, respectivamente. No fue una fracción larga (94.1 kilómetros), pero sí agotadora. Los ciclistas tuvieron que superar cuatro premios de montaña antes de la llegada a Moutiers.

Esa última fracción sirvió para aumentar su ventaja en la general, debido a que el austriaco Stephan Rabitsch sufrió la dureza el recorrido final y terminó cediendo cuatro minutos y 18 segundos, tiempo que además le hizo perder su posición en el podio de la carrera. Puesto que pasó del segundo puesto al octavo.

Es la segunda carrera que gana el ciclista colombiano en su carrera en Europa. Esta victoria se suma al título que obtuvo en 2016 en el Tour de Bihor (Rumania), competencia en la que también mostró todo su potencial y finalizó en el top-5 en la clasificación por puntos y en la de la montaña. Además, es la cuarta ocasión en la temporada que gana una clasificación de los jóvenes: se suma a lo logrado en el Tour de los Alpes, Coppi e Bartali y Vuelta a San Juan.

“La bestia que se viene”, parece que ya llegó. Todo lo que hablaba Gianni Savio con el diario Marca cuando firmó a Egan Bernal se está reflejando. El colombiano sigue demostrando que es un ciclista que está hecho para grandes cosas. Con apenas 20 años es uno de los grandes prospectos del ciclismo internacional, que se puede fortalecer si los rumores de su paso a un equipo grande Pro Tour se hacen realidad.