Publicidad
Música 9 Ene 2009 - 10:25 am

Rinden homenaje a Irena Sendler, la polaca que salvó a 2.500 niños judíos

La Orquesta Sinfónica Raanana, de Israel, inicia este viernes una gira por toda Polonia para rendir homenaje a Irena Sendler, la heroína polaca que durante la II Guerra Mundial puso en peligro su propia vida para sacar a 2.500 niños judíos del Gueto y salvarles del Holocausto.

Por: EFE
  • 2Compartido
    http://www.elespectador.com/entretenimiento/agenda/musica/articulo105720-rinden-homenaje-irena-sendler-polaca-salvo-2500-ninos-j
    http://www.elespectador.com/entretenimiento/agenda/musica/articulo105720-rinden-homenaje-irena-sendler-polaca-salvo-2500-ninos-j
  • 0
insertar
Foto: Auschwitz.dk

Los conciertos de Raanana se enmarcan dentro un programa educativo de tributo a esta mujer, en el que también participan 2.500 jóvenes israelíes, el mismo número que pudo sobrevivir al genocidio nazi gracias al valor de Irena Sendler, quien falleció hace unos meses en Varsovia, con 98 años y después de haber recibido la ciudadanía honoraria de Israel.

Los muchachos han escrito cartas dirigidas simbólicamente a Irena, que luego fueron depositadas en frascos de cristal, un gesto que recuerda cómo esta heroína polaca apuntaba en papeles los nombres de los pequeños judíos antes de cambiarlos por apellidos polacos, y después enterraba esos papeles dentro de frascos vacíos para que nadie conociese sus verdaderos datos.

Ésta es una parte de la hazaña de Sendler, que sacaba a los niños del Gueto de las formas más ingeniosas, por ejemplo dentro de ataúdes o en cajas de herramientas, delante de las mismísimas narices de los soldados alemanes.

Los chicos pasaban entonces a tener otra identidad y eran acogidos por familias polacas, mientras su verdadero nombre quedaba enterrado en un frasco de cristal, al pie de un manzano cercano a un cuartel nazi de Varsovia.

Irena Sendler fue descubierta por los nazis y llegó a ser torturada y sentenciada a muerte, un destino del que la salvó oportunamente la resistencia.

La heroína polaca resistió las peores torturas sin que jamás revelase el paradero de los niños, un valor que le mereció optar al premio Nobel de la Paz, un galardón que finalmente recayó en el norteamericano Al Gore.

La historia de esta mujer permaneció oculta durante mucho tiempo, hasta que hace algunos años un grupo de estudiantes norteamericanos descubrieron que en Polonia aún vivía una tal Irena Sendler, una humilde enfermera retirada que había salvado de la muerte a 2.500 niños.

inserte esta nota en su página
  • 0
  • 2
  • Enviar
  • Imprimir

Lo más compartido

2
Opiniones

Para opinar en esta nota usted debe ser un usuario registrado.
Regístrese o ingrese aquí

Publicidad

Suscripciones impreso

362

ejemplares

$312.000 POR UN AÑO
Publicidad
Ver versión Móvil
Ver versión de escritorio