Estuvo al frente del gremio por más de 20 años

“Hoy los periódicos tienen más lectores que nunca”

Nora Sanín deja la dirección de Andiarios, el gremio que reúne a los medios escritos del país. Considera que los retos del mundo digital se han asumido con rigor y profesionalismo.

¿Por qué decidió dejar la dirección de Andiarios?

Todos los ciclos hay que cerrarlos y creo que es un momento oportuno para hacerlo. Voy a tomarme un tiempo de descanso, para no tener muchas responsabilidades. El resto del año planeo dedicárselo a mi familia y a mis amigos.

Es abogada, ¿qué la hizo interesarse en el mundo de los periódicos?

Desde pequeña el amor por los diarios estuvo muy presente en mi vida. Mi papá (Jaime Sanín Echeverri) ejerció el periodismo en muchas etapas de su vida. Es una actividad que respeto mucho, porque creo firmemente en su importancia para el bienestar de los individuos y la salud de la democracia.

¿Cuál es el balance de estos más de 20 años al frente del gremio de medios escritos?

Sin lugar a dudas estamos mejor que en los 90 o a principios de este siglo. Ya no se asesina a un periodista cada mes, lo que no quiere decir que no hayan dificultades. La vinculación entre la corrupción y la clase política sigue generando amenazas y agresiones que, como la impunidad, son muy elevadas.

¿Qué lecciones les ha dejado a los periódicos el mundo digital?

Han tenido que aprender nuevos lenguajes periodísticos. Eso implica mucho trabajo en áreas como la fotografía digital y el video que antes les eran completamente ajenos. En materia empresarial han tenido que buscar nuevos modelos de negocio. Aunque hoy los periódicos tienen más lectores que nunca, todo sigue siendo muy difícil.

¿Los periódicos están logrando alcanzar las audiencias jóvenes?

La producción de contenido digital lleva casi dos generaciones y, aunque los periódicos fueron los primeros en aprovechar la tecnología para establecer diálogos con sus audiencias, tienen que seguir buscando maneras de conectarse y fidelizar a sus lectores. Es muy satisfactorio ver que esas búsquedas se están haciendo con mucho rigor y profesionalismo.

¿Cuál es el reto más grande al que se enfrentarán los medios escritos en los próximos años?

En el mundo digital participa un número infinito de actores y los que reciben los ingresos por publicidad son muy pocos. Casi el 70 % de esos dineros se quedan en manos de grandes jugadores como Google y Facebook. Otro reto que implica buscar nuevos modelos de negocio es el hecho de que entre el 50 y el 70% de los lectores acceden a la información a través de celulares.

¿Cómo ve la situación de los medios escritos en la región?

Da tristeza, porque Estados Unidos siempre fue un ejemplo de libertad de prensa. En la Primera Enmienda tiene un escudo muy importante que defiende la libertad de prensa, pero, a pesar de eso, ahora durante la administración del presidente Trump no han parado los ataques a los medios y a los periodistas.

¿Qué pueden hacer los medios para defenderse del ataque de los poderosos?

La mejor defensa es hacer un periodismo de calidad. Lo primero que hizo The New York Times con la llegada de Trump fue mejorar todavía más su oferta de información. Contratando a periodistas de altísimo nivel. El periodismo de calidad, el que se hace con la conciencia de que se está sirviendo a la sociedad, es la mejor defensa contra ataques y agresiones.

¿Cuál debe ser el papel de la prensa en una democracia?

Creo que cuando la libertad de prensa se anula no puede haber una democracia, al menos no en estricto sentido. Por eso los medios deben estar alertas y ser solidarios cuando se presenten agresiones contra unos o contra otros. En casos como el de Venezuela, deberían existir proyectos colectivos de información para superar la situación tan desmesurada que se está viviendo.

Temas relacionados