Beatriz Uribe, designada ministra de Vivienda

Mientras que Juan M. Santos consigue la separación del Ministerio de Vivienda del de Ambiente, Sandra Bessudo será la viceministra.

Públicamente, Beatriz Uribe, la entrante ministra de Vivienda del gobierno del presidente electo Juan Manuel Santos, es la ex viceministra de Vivienda del presidente Álvaro Uribe Vélez, la ex presidenta de Camacol (Cámara Colombiana de la Construcción) y la ex gerente de la campaña del precandidato conservador Andrés Felipe Arias.

Para quienes han trabajado a su lado, se trata de una economista “diligente, responsable y transparente”. Para la oposición, no es más que un nombramiento a favor de los “grandes negociantes del país”.

 Según el senador del Polo Democrático Jorge Enrique Robledo, Beatriz Uribe es una persona común y corriente que, independientemente de sus aptitudes profesionales, “representa intereses, porque sale de Camacol, que es una organización de grandes constructores, a la política de vivienda en beneficio de negociantes. Encarnará la plutocracia”, dice.

En contraste, el ex jefe de debate de Andrés Felipe Arias, Carlos Albornoz, quien conoció a la entrante funcionaria desde cuando ella era viceministra de Vivienda, celebró el nombramiento. “Es una solucionadora de problemas que no se ahoga en ninguno. Se ha desenvuelto bien en el sector público y privado”, cuenta.

No es el único en halagarla ni en definirla como una mujer de muy buenas maneras. Luisa López, también empleada de la campaña de Arias, dice que la nueva ministra de Vivienda está llena de cualidades. “Como jefa es cálida, generosa, comprensiva, humana. Una mujer muy ejecutiva, pero a la vez se relaciona con todos sin importar el nivel”, agrega.

Cuentan que cuando la ex presidenta de Camacol llega a su casa, intenta olvidarse de los problemas para dedicarse a su esposo, Juan Pablo Córdoba, el presidente de la Bolsa de Valores de Colombia, y a sus hijos: Camilo y Santiago.

Indudablemente la vivienda es su tema favorito. Tanto, que logró ser la presidenta de un gremio como Camacol, que algunos califican de “machista”. Y ni siquiera cuando llegó a la campaña de Arias dejó de pensar en ello y en los programas de gobierno mostró especial interés por el asunto.

Esta pereirana criada en Bogotá se ha preocupado por cubrir el déficit de vivienda y de la renovación urbana. Según la economista Paola Castellanos, cuando trabajaron juntas en Camacol, Beatriz Uribe lideró varios proyectos del gremio para enfrentar problemas de departamentos con falta de organización de vivienda.

Su estilo es el trabajo en equipo, estricto y organizado. Dicen que la decepciona que se aprovechen de su confianza, pero intenta no perder el control y por más difícil que sea la situación, escucha los argumentos de los empleados. A partir del próximo 7 de agosto, el país conocerá el trabajo de Beatriz Uribe, quien más allá de lo que digan de ella, cuenta con su experiencia: una maestría en Política Social y Planeación del London School of Political Science y estudios de Desarrollo en la Universidad de Bath (Inglaterra).