Periodista en Cali pasa vergüenza en entrevista con Rajoy

El comunicador del canal Noti5 tuvo que repetir tres veces la presentación del presidente español tras decir mal su cargo.

Un periodista del noticiero Noti5 de Cali protagonizó un vergonzoso episodio cuando intentó entrevistar en exclusiva al presidente del gobierno Español, Mariano Rajoy, durante un receso en la Cumbre de la Alianza del Pacífico.

Desde el principio la entrevista salió mal. Tras varios intentos y cuando parecía que todo estaba bajo control, el camarógrafo del noticiero regional se quedó sin batería. Entre las risas de todos los que presenciaron el incidente, Rajoy se marchó sin hacer ninguna declaración.

“Buenas tardes, tenemos con nosotros al presidente de la República de España”, presentó el periodista caleño al comienzo de la grabación de la entrevista con su mejor voluntad.

Como es lógico, Rajoy se quedó estupefacto y paró en seco al comunicador para que corrigiera, “Mira, es que España no es una República, yo que tú volvía a empezar”.

El periodista aceptó la recomendación del mandatario y volvió a comenzar. “Buenas tardes, tenemos con nosotros al presidente del Reino Unido de España”. De nuevo Rajoy lo corrigió diciendo, “disculpa, pero mira es mejor que digas el presidente del Gobierno de España y ya está”.

El periodista volvió a cortar la grabación y empezó por tercera vez. “Buenas tardes, tenemos con nosotros al presidente de España”. Rajoy ya no le corrigió más, y aguardó a la primera pregunta.

Sin embargo, el mandatario que ya se veía algo incómodo tuvo que cortar de nuevo al periodista. “Es que estoy muy cansado. De todas formas, vamos dos a uno...”, le advirtió.

En ese momento, los demás colegas y asistentes al evento que se encontraban presenciando la divertida escena no podían contener la risa.

Una vez más con determinación el periodista retomó el control de la entrevista y lo intentó de nuevo, con tan mala suerte de que la batería de la cámara se acabó.

Ante lo absurdo de todo, la secretaria de Estado de Comunicación, Carmen Martínez Castro, zanjó la situación y comentó al presidente que lo mejor era no hacer la entrevista.

Rajoy se marchó y el noticiero regional se quedó sin una entrevista exclusiva con el presidente del Gobierno de España, que nadie más había conseguido.