Soho le responde a Álvaro Uribe

La revista le pide al senador respetar la libertad de expresión y reitera su respaldo a Daniel Samper.

Foto: Archivo revista Soho

La tormenta mediática y política que se desató luego de que el senador del Centro Democrático, Álvaro Uribe Vélez, llamara "violador de niños" al periodista Daniel Samper, está lejos de amainar. (Lea: ¿Por qué Álvaro Uribe llamó a Daniel Samper Ospina "violador de niños"?)

El tema ha dado para todo. Defensores de la libertad de expresión han respaldado al comunicador, mientras que la mayoría de amigos políticos del expresidente, han sido leales con su jefe ideológico. (Lea: El respaldo del Centro Democrático a Uribe por trino contra Daniel Samper)

Hasta el momento, el líder del Centro Democrático no se ha retractado. El fin de semana pasado publicó en su cuenta de Twitter un texto en el que aunque reconoce su "difamación", no presenta excusas y sí hace un recuento, de lo que a su críterio, han sido los ataques que Daniel Samper a su familia e ideas políticas. 

Este lunes en la noche, la revista Soho publicó un comunicado de dos puntos en el que rechazó "los términos utilizados por el ex presidente Uribe para referirse a Daniel Samper y reitera su convicción de que la libertad de expresión es uno de los valores esenciales de la democracia". (Lea:​ Periodistas en defensa de Daniel Samper Ospina)

Este es el comunicado

En relación con la controversia que se ha generado entre el periodista Daniel Samper y el senador Álvaro Uribe la revista Soho se permite aclarar que:

1) Con respecto a las fotografías que acompañaron el artículo ‘Dejad que los niños vengan a mí’, se trataba de imágenes de una exposición presentada en Medellín por el fotógrafo Mauricio Vélez, la cual fue reproducida por Soho con la autorización del autor. Lejos de vulnerar los derechos de los menores, el objetivo del artista era precisamente el contrario: denunciar los escándalos de pedofilia que rodeaban a la Iglesia en ese momento.

2) La información que está circulando en internet según la cual dos menores de 13 años habrían aparecido desnudas en una situación pornográfica es falsa. El artículo era una evocación gráfica de la novela de Vladimir Nabokov, Lolita. Las dos jóvenes, que aparecieron en artículos diferentes, tenían 15 y 16 años, y como lo dispone la ley, las fotos se tomaron con su consentimiento y la autorización expresa de sus padres.

La respuesta de Uribe

Uribe publicó el fin de semana una carta en respuesta a las críticas de diferentes sectores, en la que asegura que la libertad de prensa "no autoriza violar los derechos del menor".

"La libertad de prensa, incluido el humor y la sátira, no autoriza violar derechos del menor, ni irrespetar a la mujer, tampoco ofender al grupo de ciudadanos de una región de Colombia", indicó Uribe.

La polémica se desató en Colombia el pasado 13 de julio cuando el expresidente publicó en Twitter: "Federico Escobar protesta por ofensa del violador de niños, Samper Ospina, a Antioquia, ofensa publicada en Semana", haciendo eco de la crítica de un lector a una columna del periodista en la mencionada revista.

En la columna que generó la indignación de Uribe y de algunos lectores Samper Ospina se refiere a una disputa territorial entre los departamentos colombianos de Antioquia y Chocó por el empobrecido poblado de Belén de Bajirá.

Según el abogado Federico Escobar, suscriptor de Semana y cuya carta de protesta publicó Uribe junto a su mensaje en Twitter, el periodista se refiere a los habitantes de Antioquia en un tono racista.

En la misiva de hoy Uribe se refirió también a que el periodista "maltrató a una niña de tres meses de nacida, hizo asociación pública de su nombre con drogas ilícitas, y atentó contra la honra de su madre y de su familia"

Asimismo, señaló que Samper Ospina "hizo publicaciones pornográficas con menores, en unos casos para atacar a un sacerdote, y en otros con fotografías en desnudo de mujeres menores de 18 años. Además, se conocen sus referencias obscenas, estigmatizantes, irrespetuosas e indecorosas, a mujeres que utilizaba como modelos" en la revista Soho.

El domingo representantes de los principales medios de comunicación de Colombia firmaron una carta dirigida al expresidente a quien le pidieron dejar de "calumniar y difamar".

En el texto, firmado por 58 personas y titulada "Punto final", se indica que "es hora de que el expresidente Álvaro Uribe Vélez deje atrás la práctica sistemática de difamar, calumniar e injuriar a sus críticos como si no fuera un expresidente obligado a dar ejemplo, ni un ciudadano sujeto al Código Penal".

La Fundación para la Libertad de Prensa (FLIP) rechazó el mismo 13 de julio el señalamiento que hizo Uribe y lo consideró "una violación a la libertad de prensa, una estigmatización carente de cualquier prueba y una afirmación irresponsable que activa desde su rol como congresista un riesgo para el periodista".