Publicidad
Vivir 3 Mar 2013 - 4:47 pm

Innovar para romper la brecha social

El reconocimiento de Medellín como la ciudad más innovadora del mundo, es el resultado de un revolcón urbanístico liderado por Sergio Fajardo cuando era alcalde.

Por: Redacción Vivir
  • 87Compartido
    http://www.elespectador.com/noticias/actualidad/vivir/innovar-romper-brecha-social-articulo-407800
    http://tinyurl.com/k5ng5j8
  • 0
insertar

Cuando el gobernador de Antioquia Sergio Fajardo recibió la noticia de que Medellín había sido reconocida como la ciudad más innovadora del mundo por el concurso City of the Year (organizado por The Wall Street Journal y Citigroup), destacó que la mayor proeza había sido cambiar “la marca que asociaba a Medellín con narcotráfico y destrucción” por una que ahora habla de innovación, transformación de la ciudad y de inclusión.

Desde poco menos de una década, siendo alcalde de Medellín, Fajardo lideró una revolución de la educación. Su proyecto bandera fue la construcción de cinco parques bibliotecas en los rincones más vulnerables de la ciudad, llevando tecnología y cultura a poblaciones levantadas en la pobreza y la violencia. Su bandera, de alguna manera, era que este tipo de proyectos serían una herramienta para combatir la miseria.

Miguel Mesa, arquitecto y fundador de la casa editorial Mesa Editores, y quien ha hecho numerosas publicaciones sobre las trasformaciones que ha sufrido Medellín, dice que sin duda se trató de un revolcón urbanístico que buscaba cerrar las enormes brechas históricas que han marcado a la ciudad. “Lo que ha hecho Medellín es trabajar para que esa diferencia se mitigue. Y no se han puesto piezas sueltas, se ha hecho planes urbanísticos integrados: hay una biblioteca, pero también una línea de metrocable que llega hasta allí, y un megacolegio, y un centro de innovación”.

Mesa reconoce que este es un proceso que “va a verse mucho más adelante. Lo que hay son unas bases para que haya mayor equidad, para que vivir en cualquier parte dela ciudad sea atractivo, para que se acorten esas distancias tan grandes”. A ese proceso Rafael Aubad López, vicepresidente de la Fundación Proantioquia y una de las cabezas durante la creación del Parque Explora Medellín (que también se cuenta en esa revolución urbanística que le mereció el premio a la ciudad), llama a ese proceso “dignificación”. Dice que es deber de los gobiernos hacer digna la relación de los ciudadanos con su medio, con su barrio, con su ciudad.

Patricia Schnitter Castellanos, coordinadora de investigación del Laboratorio de Arquitectura y Urbanismo (LAUR) dela Universidad Pontificia Bolivariana, asegura que esta revolución urbana tiene unos antecedentes. Habla, por ejemplo, de Bogotá y de los periodos en la alcaldía de Antanas Mockus y Enrique Peñalosa. “Se puso sobre la agenda el tema del espacio público, el concepto de ser incluyente y de que la gente participe, de que se sienta parte de la ciudad como tal”.

“Lo que hicimos fue convertir a la ciudad en una ciudad de esperanza, eliminar el miedo; construir nuevos espacios públicos como los parques biblioteca, el Parque Explora, el Jardín Botánico, espacios que no son solo para los ricos, sino para toda la comunidad”, dijo Fajardo en una entrevista a Caracol Radio.

inserte esta nota en su página
  • 0
  • 4
  • Enviar
  • Imprimir

Lo más compartido

Publicidad

Suscripciones impreso

362

ejemplares

$312.000 POR UN AÑO
Publicidad
Ver versión Móvil
Ver versión de escritorio