Publicidad
Vivir 15 Mar 2013 - 10:31 pm

Dice el creador del término “anumerismo”, es decir, el analfabetismo de las cifras

“Los periodistas usan los números como decoración”

El estadounidense John Allen Paulos, célebre divulgador de las matemáticas, sostiene además que los razonamientos que justifican la existencia de un dios no resisten un análisis lógico.

Por: Pampa García Molina
  • 104Compartido
    http://www.elespectador.com/noticias/actualidad/vivir/los-periodistas-usan-los-numeros-decoracion-articulo-410646
    http://tinyurl.com/bj8838e
  • 0
insertar
John Allen Paulos ha recibido el premio de la Asociación Estadounidense para el Avance de la Ciencia, por su trabajo de promoción de las matemáticas. / Olmo Calvo

Servicio de Información y Noticias Científicas - SINC

No existía una expresión precisa para referirse al analfabeta en matemáticas, hasta que el estadounidense John Allen Paulos publicó su libro El hombre anumérico. Profesor de lógica en la Universidad de Temple (Filadelfia), con esta publicación fue éxito en ventas según el New York Times durante 18 semanas. Luego siguieron títulos como Un matemático lee el periódico, Un matemático invierte en bolsa y su última obra, Elogio de la irreligión, donde desmenuza los argumentos sobre la existencia de un dios.

En su conferencia “Historias, estadísticas y noticias” habla de los errores más frecuentes de los periodistas cuando interpretan datos numéricos. ¿Cuál es nuestro peor pecado?

El periodista debe responder a las cinco preguntas del periodismo: quién, qué, dónde, cuándo, por qué. Pero para ciertos temas, como estadísticas, sondeos y estudios científicos, eso no es suficiente. Hay que responder preguntas más allá de las clásicas: cuánto, con qué frecuencia, con qué tasa, decir si la tasa crece o decrece, para contextualizar la información y ponerla en perspectiva. Con demasiada frecuencia, los periodistas usan los números como decoración de las noticias, cuando lo que deberían proporcionar es información.

¿Qué quiere decir con “decoración de las noticias”?

Es normal que se maquillen los números en función de intereses concretos. Como digo en alguno de mis libros, en las noticias, el 62,341768% de los números de las estadísticas son inventados sobre la marcha [risas]. No ofrecen ninguna información si no se sabe cuáles son los intervalos de confianza, ni de dónde salen los datos. La ideología de quien mide también introduce un sesgo. Si en una noticia habláramos del número de personas sin techo, deberíamos saber de dónde salen los datos: ¿de informes policiales o de estudios académicos?

Entender el significado de la estadística y la probabilidad es difícil, no sólo para los periodistas sino para todo el mundo. ¿Por qué no nos entran bien en la cabeza los números grandes?

Durante mucho tiempo vivimos en pequeñas comunidades donde cualquier anomalía, por pequeña que fuera, era significativa. Por ejemplo —me voy a inventar una historia—, si se escuchaba un ruido entre los arbustos, existía cierta probabilidad de que fuera un león y lo mejor era salir corriendo. Pero los números grandes y las probabilidades han sido innecesarios en la mayor parte de la historia humana. Sin embargo, ahora estamos abrumados de datos y nuestra inteligencia natural quiere dar significado a cualquier cosita que encuentra, a pesar de que la mayor parte de lo que vemos no implica nada. Por ejemplo, las iniciales de los tres últimos planetas del sistema solar dicen sun (sol, en inglés). ¿Eso significa algo? Pues no.

En ‘El hombre anumérico’ cuenta la historia del viajero que siempre llevaba una bomba en la maleta porque la probabilidad de que haya dos bombas en un avión es infinitesimal. ¿Cómo influyen los sentimientos, temores y deseos en la percepción del riesgo?

Por supuesto, influyen. Vemos lo que queremos ver. Es lo que se conoce como sesgo de confirmación, que consiste en que alguien con una idea preconcebida buscará datos y hechos para confirmarla e ignorará las razones para dejar de creer. Podemos transformar en certeza una creencia basada en pasiones, con toda naturalidad.

En su último libro, ‘Elogio de la irreligión’, examina los argumentos que se dan para la existencia de un dios y concluye que no resisten un análisis lógico.

De eso se trata, básicamente. Se han formulado un montón de razonamientos a lo largo de la historia para justificar que existe un dios, y cada uno de ellos esconde grandes fallos desde el punto de vista de la lógica.

¿Alguna vez ha creído en Dios?

No, la verdad es que nunca.

¿Y por qué lo escribió entonces, sólo por diversión intelectual?

A mi alrededor hay mucha gente que cree en Dios —lo cual me parece perfecto—, pero cuando se ven envueltos en discusiones tratan de defender su fe con argumentos racionales. El problema es que, por el sesgo de confirmación, nunca han examinado sus ideas de forma crítica, y éstas tienen considerables agujeros lógicos. Me pareció un buen ejercicio escucharlos e intentar entender esos agujeros. Ahora, especialmente en EE.UU., hay un nuevo énfasis en el fundamentalismo e interpretaciones muy estrechas de la religión. Conozco gente que jamás ha oído un contraargumento a sus ideas religiosas.

Hace más de una década, una encuesta hecha a los miembros de la Academia Nacional de Ciencias de los Estados Unidos reveló que los matemáticos creen en Dios en una proporción dos veces y media mayor que los biólogos.

Sí, y todavía es así.

¿Los matemáticos son más propensos a creer en Dios porque viven en el mundo de los conceptos abstractos?

Que sean más proclives no significa que sean muy proclives; pero sí, están más acostumbrados a tratar con objetos abstractos que siguen teniendo sentido cuando todo lo demás falla a su alrededor.

inserte esta nota en su página
  • 0
  • 4
  • Enviar
  • Imprimir

Última hora

  • Julio Comesaña: Júnior hizo un gran trabajo pero no pudo definir
  • OMS declara a Nigeria libre de ébola
  • Reportan primeros bloqueos en Bogotá en medio del paro de buses

Lo más compartido

  • Isabella, la niña que descrestó con su 'Flaca' en La Voz Kids
  • Cargar el celular al lado de la cama mientras se está durmiendo engorda
  • Atlas científico de relaciones sexuales
4
Opiniones

Para opinar en esta nota usted debe ser un usuario registrado.
Regístrese o ingrese aquí

Opciones de visualización de opiniones

Seleccione la forma que prefiera para mostrar las opiniones y haga clic en «Guardar» para activar los cambios.
Opinión por:

JOSE RODRIGUEZ LOPEZ

Dom, 03/17/2013 - 06:53
Este matematico le va mejor si se cuida del Pro Cura Dor Colombiano! Ordena su destitucion por 20 años y le quema sus libros en la hoguera!!!
Opinión por:

ciclico

Sab, 03/16/2013 - 16:24
Este JOHN ALLEN por su apellido; será primo de WOODY ALLEN (ya sé que es el nombre artístico), se parecen: como pelirojitos, rizados, askenazis. En fin, los judíos así sean ateos son aceptados por su comunidad, no los expulsan como en el catolicismo. Estos judíos de la Europa oriental son étnicos 100 x 100, sin querer decir que sean puros, son en verdad los mas mestizos sobre la tierra: sangre turca y mongol o jázara, eslava y algo de semitas palestinos, muy diluida en sus rizos negroides. Los judíos ortodoxos que no son religiosos han dado importantes matemáticos, gente dedicada a las cosas abstractas, ellos tienden a sufrir de autismo, esquizofrenia y melancolía. John Allen un hombre que no sufre de discalculia, un judío ateo destacado.
Opinión por:

Chonicito

Sab, 03/16/2013 - 14:30
La mayoría de los periodistas usa los números como decoración... y también las letras. Son anuméricos e iletrados por igual.
Opinión por:

leinadsajor

Sab, 03/16/2013 - 10:15
Muy buena entrevista, aunque me parece que las preguntas pudieron ser más agudas. Allen Paulos es sin duda un gran divulgador.
Publicidad

Suscripciones impreso

362

ejemplares

$312.000 POR UN AÑO
Publicidad
Ver versión Móvil
Ver versión de escritorio