Publicidad
Vivir 16 Ene 2013 - 10:00 pm

No se descartan demandas por parte de las mineras

Santurbán, un parque rodeado de minas

Detrás de la creación del Parque Natural Regional Santurbán hay un asunto del que poco se ha hablado: ¿qué va a pasar con los 29 títulos mineros que se habían otorgado dentro del área del nuevo parque?

Por: Viviana Londoño Calle
  • 394Compartido
    http://www.elespectador.com/noticias/actualidad/vivir/santurban-un-parque-rodeado-de-minas-articulo-396991
    http://tinyurl.com/a7qqwkq
  • 0
insertar

El futuro que tendrán los 29 títulos mineros entregados en los últimos 20 años en terrenos del recién creado Parque Natural Regional Santurbán es bastante confuso. La imagen del mapa del parque demuestra que no se trata de un problema menor: poco más del 81% de su área está comprendida en los títulos mineros de ocho empresas y algunos particulares. Todos tienen un título registrado en Catastro y Registro Minero y a esta hora esperan una respuesta de parte del gobierno nacional.

Los que también esperan una explicación acerca de lo que va a pasar con los títulos son los defensores del páramo y el resto de colombianos que han seguido de cerca el polémico proceso de creación del parque. Lo cierto, sin embargo, es que del lado oficial las respuestas hasta ahora son más bien difusas.

Ayer, minutos antes de que se firmara el decreto que da luz verde al parque, el director de la Corporación Autónoma Regional para la Defensa de la Meseta de Bucaramanga (CDMB), Ludwing Arley Anaya, le aseguró a este diario que a partir de este momento “será sancionada cualquier actividad minera” dentro del parque de 11.700 hectáreas y 600 más que conforman el Distrito de Manejo Integrado. Sin embargo, días antes había señalado que algunos proyectos, como los de Eco Oro (antigua Greystar) y Aux, podrían continuar en la zona pero sin ampliarse.

Tampoco han podido ponerse de acuerdo los ministerios de Ambiente y de Minas y Energía, que hasta ayer seguían analizando el futuro de los títulos. El Espectador conoció que ya se han adelantado algunas reuniones con el área jurídica en el Ministerio de Minas para definir su posición. Pero las declaraciones de los últimos días, tanto del ministro de Ambiente como del de Minas, demuestran que hay poca coordinación frente al asunto.

Por un lado el jefe de la cartera de Ambiente, Juan Gabriel Uribe, señaló que “en esas 11.700 hectáreas no se podrá hacer ni exploración ni explotación minera” . Por el otro, el ministro de Minas, Federico Renjifo, ha dicho que si los títulos fueron entregados y además iniciaron la explotación antes de 2010, podrán seguir con su actividad.

Sin embargo, como pudo constatar este diario con la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales (ANLA), ninguno de los 29 títulos (ver gráfico) que hay en la zona tiene licencia ambiental, lo que significa que legalmente no pueden empezar el proceso de explotación. Así las cosas, ningún título podría continuar en la zona. La Agencia Nacional de Minería señaló que se realizará un profundo análisis, que permita definir no sólo cuántos títulos sino además su situación jurídica y bajo qué normativa están amparados.

La CDMB confirma que, efectivamente, ningún título tiene licencia y que pese a que por el tiempo ya podrían estar en etapa de exploración —algunos se otorgaron en 1992—, nunca adelantaron los procesos con las autoridades ambientales para adquirir el permiso.

Aun así no se descartan demandas por parte de las mineras, como le dijo a este diario un funcionario cercano a la Agencia Nacional de Minería, “por lo que hay que analizar los marcos jurídicos con mucho cuidado”.

Lo único claro hasta ahora son los títulos que quedaron en el parque: de los 29, ocho pertenecen a Eco Oro (antigua Greystar), el 52% de los cuales está dentro del parque; cuatro a AUX, con 23% en la zona protegida, y ocho más a particulares, que verán afectadas 1.138 hectáreas (ver gráfico).

El mapa demuestra además que aunque el 81% del parque tenía títulos, la gran parte de las intenciones mineras están en sus alrededores. De acuerdo con información de la CDMB, estos 29 títulos que tienen dentro del parque 11.740 hectáreas se expanden por fuera de él hasta completar 37.657 hectáreas, lo que da como resultado un parque protegido pero sitiado por las futuras minas (ver mapa).

Anglogold Ashanti le dijo a El Espectador que en octubre devolvió el título que se cruzaba con el parque. Por su parte, Eco Oro señaló que sólo se pronunciará acerca del tema luego de analizar cada uno de sus títulos.

En el parque no sólo había grandes mineras, también pobladores que durante décadas se habían dedicado a la minería artesanal. Anaya, director de la CDMB, asegura que ya se está adelantado con el Ministerio de Ambiente un modelo de pago de servicios ambientales para que los campesinos no resulten afectados.

¿Qué va a pasar entonces? ¿Está dispuesto el Gobierno a afrontar las posibles demandas? ¿Van a reorganizar los títulos para despejar el parque? Las respuestas, que aún no llegan, así como el verdadero futuro del parque, dependen tanto del Ministerio de Ambiente como del de Minas.

 

inserte esta nota en su página
  • 0
  • 18
  • Enviar
  • Imprimir

Última hora

Lo más compartido

  • Salud Sep 26 - 2:15 pm

    Jugos que no son jugos

    Jugos que no son jugos
  • Con hongos cultivados devuelven color a ríos contaminados de Colombia
Publicidad

Suscripciones impreso

362

ejemplares

$312.000 POR UN AÑO
Publicidad
Ver versión Móvil
Ver versión de escritorio