Publicidad
Bogotá 7 Dic 2012 - 8:16 pm

Crisis en carreteras de Bogotá

El déficit de infraestructura para peatones sería la principal causa de accidentes de tránsito en las vías que desembocan en la capital. En 2012 van 1.300 choques en estos corredores.

Por: Santiago Valenzuela
  • 10Compartido
    http://www.elespectador.com/noticias/bogota/articulo-391309-crisis-carreteras-de-bogota
    http://tinyurl.com/k76t8vr
  • 0
Los accidentes de tránsito son la segunda causa de muerte violenta en el país y la primera de muerte en niños de 5 a 14 años.

Lo que sucedía fuera del Centro de Biotecnología Agropecuaria del Sena, asentado en la vía Bogotá-Mosquera, donde se desarrollaba la rueda de prensa en que la alta consejera para Bogotá, Gina Parody, y el viceministro de Transporte, Nicolás Estupiñán, presentaban un plan para disminuir la peligrosidad en las carreteras, es un ejemplo digno de su preocupación. Día a día los estudiantes deben cruzar la vía corriendo por la ausencia de un puente peatonal que los comunique con el centro educativo. Mientras Parody y Estupiñán hablaban, los estudiantes se arriesgaban a cruzar. “Acá exponemos mucho la vida al pasar. Como no tenemos un semáforo para que los carros paren un momento nos toca arriesgarnos. Todos los días. Todo el semestre, ida y venida. La avenida es muy concurrida y más que todo pasan carros de carga pesada, como tractomulas y camiones. Nos podemos demorar fácilmente de 10 a 20 minutos para poder pasar”, dice Catalina Fonseca, estudiante de Gestión Logística en el Sena.

En las carreteras que desembocan en Bogotá el riesgo de perder la vida es latente. Por la ausencia de normatividad e infraestructura vial mueren 5.500 personas al año. Los accidentes de tránsito, aseguró Estupiñán, son la segunda causa de muerte violenta en el país y la primera de muerte en niños de 5 a 14 años. En palabras de Parody, “en lo que va del año se han presentado aproximadamente 1.300 accidentes que han cobrado la vida de 62 colombianos en las vías de acceso de Bogotá”.

La solución para evitar este goteo de muertes comenzará en los corredores de acceso que conectan a Bogotá y Cundinamarca. El Ministerio de Transporte y la Alta Consejería Presidencial para Bogotá realizan un análisis de accidentalidad en estas vías para buscar la infraestructura necesaria tanto para peatones como para automóviles. En menos de dos meses los concesionarios de las vías deberán presentar un diagnóstico de las zonas con mayor riesgo. “Le vamos a solicitar a los administradores viales que hagan una propuesta para evaluar y proponer soluciones para los puntos críticos. Luego de recibirlas las vamos a revisar y licitar en los cuatro meses siguientes. El periodo de construcción e implementación puede durar entre 4 y doce meses”, sostiene Estupiñán.

Pese a que el 70% de los accidentes de tránsito se concentran en áreas urbanas (según cifras del Ministerio de Transporte), el plan estará enfocado en la infraestructura necesaria para las vías nacionales. “La respuesta de la Nación es que tenemos que construir puentes peatonales y reductores de velocidad”, señala Parody. De acuerdo con las cifras entregadas por su dependencia, las vías con mayor accidentalidad en la región son Honda-Villeta-Tobiagrande-Bogotá, Villeta-Facatativá-Mosquera-Bogotá y Bogotá- Villaviencio. Estupiñán agrega que “el proyecto se enmarca en el Plan Nacional de Seguridad Vial, que cuenta con tres pilares fundamentales: infraestructura inteligente, comportamiento humano y control en la fiscalización”.

Para Gina Parody el plan para mejorar la seguridad vial debe tener una dosis de cultura ciudadana. “Nosotros queremos proponer que si hay un puente peatonal realmente se utilice y que los conductores sean conscientes de los reductores de velocidad”. Este plan, sin embargo, no tiene nada que ver con “Conmuévete”, la campaña distrital que busca un cambio de actitud en los ciudadanos para mejorar la movilidad en Bogotá. “‘Conmuévete’ es un plan del SITP (Sistema Integrado de Transporte Público) que no tiene nada que ver con reducir la accidentalidad. Estas son vías nacionales en donde quien tiene competencia es el Gobierno Nacional”, puntualizó la alta consejera.

La Liga Contra la Violencia Vial, sin embargo, no le dio un visto bueno al proyecto. Mary Bottagisio, directora de la entidad, señaló que el proyecto busca “privilegiar al carro por encima del peatón. Actualmente existe una tendencia mundial que consiste en que el peatón pueda recorrer sus distancias sin mayores esfuerzos. Un puente peatonal es un esfuerzo más. Lo que se está usando son pasos pacificadores de tráfico, que son pasos a desnivel para que los carros obligatoriamente frenen y los ciudadanos puedan seguir su camino sin mayor problema”.

El problema data de varias décadas atrás. Por lo menos así lo ve el viceministro de Transporte: “Se han venido descubriendo los problemas al pasar de los años y cada vez encontramos soluciones que perdonan más los errores. El propósito de este plan es renovar esas soluciones basados en experiencias internacionales”.

Relacionados

  • 10
  • Enviar
  • Imprimir
Publicidad

Suscripciones impreso

362

ejemplares

$312.000 POR UN AÑO
Publicidad
Ver versión Móvil
Ver versión de escritorio