Cambios en el programa de comedores comunitarios de Bogotá por hallazgo de irregularidades

La Secretaría de Integración Social canceló ocho contratos con operadores de comedores comunitarios por no cumplir los requisitos ambientales, nutricionales y administrativos. A partir del 1 de abril, el Sisbén será el único criterio para recibir los servicios.

Tomada de Bogota.gov.co
Tomada de Bogota.gov.co

El proyecto “Bogotá te nutre”, un programa del Distrito para garantizar la seguridad alimentaria en la población más vulnerable de la capital, será sometida desde el 1 de abril a una serie de modificaciones luego de que la Secretaría de Integración Social hallara serias irregularidades en la operación de los comedores comunitarios.

Según informó la entidad, ocho comedores que prestaban sus servicios no cumplían con las especificaciones ambientales, nutricionales y administrativas necesarias para su funcionamiento, por lo que se tomó la determinación de cancelar el contrato con el operador. A su vez, dentro de la interventoría, se identificó que algunos comedores no estaban atendiendo a la población beneficiaria, sino que, en el caso del comedor San Ignacio en Engativá, se alimentaban los trabajadores de fábricas aledañas.

“Esta situación obligó a una reorganización de los 44 comedores existentes. Por cercanía y condiciones de infraestructura, las personas que cumplen con los criterios para recibir el servicio fueron agrupados en 22 comedores”, informó el Distrito.

A partir del 1 de abril, el puntaje del Sisbén será el único criterio para recibir los beneficios del programa ‘Bogotá Te Nutre’. Las personas que no cumplan con un puntaje mínimo establecido por la entidad no podrán recibir el servicio ya que la Ley 715 de 2001 establece la obligación de utilizar el Sisbén como instrumento de focalización de los programas sociales.

Otros cambios

En el caso de los bonos canjeables por alimentos, se adelantaron procesos de reorientación de los beneficiarios en 15 localidades, para lo cual se llevaron a cabo 8.322 visitas domiciliarias para la actualización de la información. De este número, 871 registros no fueron atendidos y hubo 3.996 egresos del servicio de bonos ‘Mi Vital’ por incumplimiento de condiciones. 246 bonos no estaban asignados adecuadamente y se realizó el ajuste respectivo después de la actualización de la información de las familias.

Respecto a los puntos de canje para el cambio del servicio de bonos, la entidad también realizó jornadas de control donde se identificó que los operadores no cumplen con la apertura al público en los horarios establecidos por la Secretaría, así como desinformación respecto a la guía de alimentos autorizados.

“También se realizó un estudio técnico en los barrios que cuentan con suministro alimentario bajo la modalidad Canasta complementaria. Se evidenció que para este servicio 97 familias presentaron inconsistencias en el sistema de información misional. El Distrito continuará con este tipo de controles para mejorar la atención y ofrecer un apoyo de calidad”, finalizó la Secretaría de Integración Social.