Clases en la U. Nacional siguen suspendidas

Estudiantes convocaron a una asamblea general desde la que pidieron el diálogo entre directivos y trabajadores para solucionar la situación de anormalidad académica.

Aunque la rectoría invitó a los estudiantes a reiniciar clases este martes, la universidad se mantuvo en anormalidad académica.
Aunque la rectoría invitó a los estudiantes a reiniciar clases este martes, la universidad se mantuvo en anormalidad académica. Gustavo Torrijos/El Espectador

Después de casi tres semanas de paro se esperaba que las actividades académicas de la Universidad Nacional se reactivaran ayer pero los estudiantes que asistieron al campus no recibieron clases.

Los representantes estudiantiles convocaron a asambleas en once facultades y discutieron con los empleados administrativos del Comité Pro Mejora Salarial la situación de anormalidad que vive la institución, que en las últimas semanas ha estado marcada por la confrontación entre los empleados que exigen incrementos salariales, el Gobierno y los directivos.

Aunque el vicerrector de la universidad, Jorge Iván Bula, esperaba que los trabajadores permitieran el inicio de las clases, representantes estudiantiles y voceros de los empleados rechazaron la posición de los directivos y su “falta de voluntad para reiniciar los diálogos con los trabajadores.

El rector ha tratado de vándalos a los empleados y ha querido relacionarse a partir de los choques y no de diálogo”, dijo Catherine Duque, representante del Departamento de Antropología, quien asistió a la asamblea general en el auditorio León de Greiff. “Queremos que los directivos y los trabajadores se sienten a solucionar esta situación y estamos pensando que no vamos a regresar a clase hasta que eso ocurra” dijo.

El vocero de los trabajadores, Jaime Salamandra, dijo que por ahora la única petición de los empleados para garantizar el reinicio de las clases es que los directivos aseguren que no habrá “retaliaciones” contra quienes han participado de las protestas.

Mientras el rector de la Universidad Nacional, Ignacio Mantilla, ha dicho que de no reactivarse el calendario académico, esta semana, se podría cancelar el semestre, los representantes estudiantiles informaron que estudian la posibilidad de convocar a un paro de universitarios.