Hay cruce de versiones de la Policía en el caso del bar 'Night Club'

El secretario de Gobierno, Guillermo Alfonso Jaramillo, no descartó que al comandante de la Policía, general Martínez, le estén diciendo mentiras.

El secretario de Gobierno, Guillermo Alfonso Jaramillo, aclaró que nunca la orden ha sido que en los ‘amanecederos’ donde no abran la puerta a las autoridades se intente con gases el ingreso a estos establecimientos. (Vea la galería de imágenes)

En estas situaciones preferimos llenarnos de todos los requisitos para ingresar con todas las ordenes de las alcaldías locales”, aseguró.

La precisión la hizo Jaramillo a propósito del polémico caso del bar ‘Night Club’ donde murieron seis personas, al parecer, por un operativo con irregularidades de la Policía Metropolitana de Bogotá.

Jaramillo se refirió sobre un cruce de versiones dentro de la Policía y no descartó que al general Luis Eduardo Martínez, comandante de la institución en la capital, le estén mintiendo.

Tenemos que mirar si este operativo, de acuerdo a los testigos, hubo exceso de fuerza y fue muy mal conducido”, señaló.

Y continuó en diálogo con Blu Radio: “Yo personalmente si oigo a los testigos creo que hubo un inadecuado procedimiento de la Policía (…) si no hubo una riña, que fue lo que a mí me informó el coronel de la localidad pero posterior oigo al general Martínez que dice que fue a raíz de que vieron en la cámara de seguridad que había aglomeración y que por eso acudieron, pues aquí hay muchas dudas sobre qué fue lo que realmente sucedió”.

A juicio de Jaramillo, si no había una riña y no hubo un llamado de auxilio la Policía nunca debió haber intervenido la Policía ante una situación tan crítica como es manejar cerca de 300 personas”.

“Si la puerta está cerrada ¿qué tipo de aglomeración puede haber? Me caben muchas dudas porque no sé si al general Martínez le estén diciendo la verdad”, recalcó.

El secretario insistió que su impresión apunta a que no hubo un procedimiento adecuado ni bien conducido. Aun así, dijo que la primera responsabilidad es de los propietarios del club.