Publicidad
Bogotá 4 Jul 2012 - 5:40 pm

En espera de una solución por parte del Acueducto

Humedales que dejan de respirar

La Secretaría de Ambiente anunció que a finales de este mes estará listo un acuerdo para recuperar estos cuerpos de agua.

Por: Santiago Valenzuela
  • 101Compartido
    http://www.elespectador.com/noticias/bogota/humedales-dejan-de-respirar-articulo-357279
    http://tinyurl.com/ld9j77s
  • 0
El humedal La Vaca, en límites de la central de mercado Corabastos.

Desde hace seis meses están desamparados ocho de los nueve humedales que estaban administrados por el Distrito. Los escombros que los obreros descargan diariamente sobre las fuentes de agua y los desechos de los barrios aledaños que desembocan en la fauna han convertido a los humedales en escenarios de ruina, en donde las azucenas deben compartir su pequeño espacio verde con pedazos de icopor y bolsas de plástico.

Esta situación no se presentaba desde 2006, pues fue en ese entonces, cuando a través de diferentes convenios, se gestionó desde el Distrito la administración de los humedales. Por falta de recursos los humedales fueron quedando a la deriva; ninguna entidad quería protegerlos. En teoría la Secretaría de Ambiente y el Acueducto de Bogotá deberían estar a cargo de ellos, pero la realidad es que solo uno, el de Santa María del Lago, tiene protección por parte de la Secretaría.

Los líderes comunales y defensores ambientales de cada localidad han sido los únicos guardianes de los pulmones de la ciudad. Tina Fresneda, quien trabaja en la conservación del humedal Tibanica, le dijo a El Espectador que a lo largo del año “se han visto malos manejos en las obras de malla vial, que han llegado a afectar el humedal”. Al otro lado de la ciudad, en el humedal La Vaca – que limita con la central de mercado Corabastos – Dora Villalobos comenta que los ecosistemas son los principales afectados. “En épocas de cambio climático estos humedales son muy importantes y últimamente vemos que se están perdiendo los ecosistemas, y los esfuerzos de nosotros, también”.

Para ellos, la responsabilidad de este desastre está compartida. Por un lado, culpan al Acueducto de Bogotá y a la Secretaría por no asumir la administración de los humedales y por otro, a la ciudadanía que, según ellos, es cada día más indiferente con los temas de conservación ambiental.

Byron Calvachi, subdirector de ecosistemas y ruralidad en la Secretaría de Ambiente, le dijo a El Espectador que entre esta entidad y el Acueducto se está gestionando un proyecto para que a finales de este mes ya esté lista una hoja de ruta que diga quién va administrar los humedales y cómo. “El problema ha sido de recursos, pero hemos estado trabajando en brindarle una administración continua a todos estos humedales. El problema son los periodos que son muy cortos, con el Acueducto queremos que se extiendan para que no pase lo que sucedió el año pasado”.

El problema, sin embargo, es que a los líderes ambientalistas y representantes políticos que trabajan el tema no les han avisado sobre el acuerdo. Así lo dijo el concejal Jairo Cardozo del partido político MIRA, quien trabaja el tema de conservación ambiental: “Hemos llamado al Acueducto y nada, ninguna respuesta.

No nos han dado información de qué van a hacer y no nos podemos quedar quietos, por eso vamos a realizar un debate en el Concejo”.
Frente a este panorama los ambientalistas se muestran escépticos y explican que lo mejor que se puede hacer por ahora es no botar la basura en las canaletas de agua lluvia, como tampoco descargar residuos cerca de los humedales. Si esto sigue así, explican, dejarán de volar los azulejos por las copas de los árboles en los humedales.

  • 1
  • Enviar
  • Imprimir

Última hora

  • Jóvenes de EE.UU. crean aplicación para registrar y evaluar trato policial
  • Falsa alarma de bomba causó conmoción en centro histórico de Cartagena

Lo más compartido

  • Tras más de un año de sequía, la lluvia volvió a La Guajira
  • Murió el actor Robin Williams
  • "Si quiere llamarme alarmista hágalo"
Publicidad

Suscripciones impreso

362

ejemplares

$312.000 POR UN AÑO
Publicidad
Ver versión Móvil
Ver versión de escritorio