Publicidad
Bogotá 12 Feb 2013 - 9:52 pm

Las posiciones de trabajadores y directivas están en orillas opuestas

Línea rota en la ETB

La negociación de las peticiones de Sintrateléfonos tiene a los trabajadores y al presidente en un pleito que puede afectar el plan estratégico de la compañía.

Por: Camilo Segura Álvarez
  • 117Compartido
    http://www.elespectador.com/noticias/bogota/linea-rota-etb-articulo-404486
    http://tinyurl.com/arqt75j
  • 0
El sindicato ha defendido las políticas de la administración de Gustavo Petro. / Archivo

Los planes de la Empresa de Teléfonos de Bogotá (ETB) para 2013 son ambiciosos. La decisión del alcalde Gustavo Petro de mantenerla pública le dieron un empujón para consolidar un plan de acción que pretende reposicionarla en el mercado. Sin embargo, las disputas entre las directivas y el sindicato de trabajadores pueden dar al traste con esos planes y con los empleos de miles de personas.

Como la mayoría de los conflictos laborales, el de la ETB comenzó con la presentación de un pliego de peticiones por parte del sindicato el pasado diciembre. Temas de salud, educativos e incluso, la participación del 4G hacen parte de una difícil negociación. La presidencia de la compañía denunció el pliego de peticiones que para el sindicato no debe ser objeto de discusión. Las negociaciones, que comenzaron el 21 de enero, hasta ahora no han dado resultados. Es ese contexto, lo más preocupante es que los planes estratégicos de la empresa están en riesgo, y por ende, la empresa de los bogotanos.

En entrevista con El Espectador (publicada el pasado lunes 11 de febrero), Saúl Kattan, presidente de la ETB, habló de las negociaciones. “Ellos han estado bastante cerrados porque no quieren negociar nuestra denuncia. Eso no tiene sentido, la idea es que el foco sea ETB y su competitividad; no se puede pensar en intereses personales”, dijo Kattan.

Sin embargo, en las respuestas a un cuestionario que este diario le envió al sindicato, aparece una contradicción con lo dicho por Kattan. “La ley faculta al sindicato a presentar pliego de peticiones para propiciar una negociación con la empresa. Por lo tanto, ese espacio es para discutir únicamente los temas planteados en el pliego de peticiones de Sintrateléfonos, y no otro tipo de asuntos”, afirmaron. En otras palabras, pareciera que la decisión de no negociar la denuncia de las directivas es irrevocable.

Sin embargo, si bien ese es el tema central en discusión, a partir de él se desprenden otras polémicas. Como la idea de la presidencia de desmantelar dos colegios administrados por ETB, entre otras razones por su bajo nivel académico, para vincular a los hijos de los trabajadores a colegios distritales.

“El tema de los colegios de ETB no ha sido planteado en el pliego de peticiones ; por lo tanto no hace parte de los asuntos de la negociación. Sin embargo, cabe aclarar que estos centros educativos se mantienen con aportes de los trabajadores. Además, la composición accionaria de ETB es de mayoría del Distrito, por lo tanto en la práctica son colegios distritales”, dice Sintrateléfonos.

Otra de las denuncias de la presidencia consiste en la eliminación del servicio exclusivo de medicina para que los empleados sindicalizados se vinculen a planes de medicina prepagada. Pero esa propuesta tampoco es bien recibida por el sindicato. “Es pertinente indicar que el costo del servicio médico que reciben los trabajadores de ETB es asumido por los trabajadores quienes deben aportar de su salario un porcentaje para ello”, afirman.

Lo que sí está en el pliego de peticiones que fue presentado en diciembre es que la empresa le exija al Gobierno nacional la participación en el negocio del 4G que se avecina. “La naturaleza de operador público de ETB le permite solicitarle al Gobierno la asignación directa del espectro radioeléctrico por razones de soberanía, seguridad nacional y para evitar desmanes de los cuasi monopolios del sector de las telecomunicaciones”, sostiene el sindicato.

Pero Kattan, el presidente de ETB, dice “yo también firmaría esa propuesta, pero no depende de mí. ¿Cómo le digo al ministro: “Yo firmé con el sindicato, usted me tiene que dar 4G”? Se va a reír porque eso no lo puedo hacer. Va a haber una subasta; si consideramos que es rentable para la empresa y ganamos, pues maravilloso, pero no puede ser una exigencia del sindicato”.  

El verdadero problema consiste en que “la negociación ni siquiera ha iniciado; ya que la administración persiste en condicionarla a la discusión de asuntos ajenos al pliego de peticiones”. Pero para Kattan, la denuncia también es negociable y es un condicional para que el proceso avance.

Los epítetos y calificaciones vienen de lado y lado. “En cuanto al presidente Saúl Kattan, consideramos que tras un año a la cabeza de la empresa todo se le ha ido en anuncios, es decir, de acciones poco. Además, pareciera ir en contravía del Plan de Desarrollo Bogotá Humana”. Y del otro lado, de la administración, la percepción es que la dirigencia del sindicato está negociando sus intereses personales. Habrá que ver si, antes de que haya huelga o que la negociación se vaya a un pleito judicial, hay un punto de encuentro.

 

  • 5
  • Enviar
  • Imprimir

Última hora

  • La divertida parodia de los 10 mejores goles del Mundial
  • Ecuador, ¿sede de diálogos con el Eln?
  • Bono y Julian Lennon cantan "Stand By Me"

Lo más compartido

Publicidad

Suscripciones impreso

362

ejemplares

$312.000 POR UN AÑO
Publicidad
Ver versión Móvil
Ver versión de escritorio