Unos 900 mil bogotanos recibieron agua no apta para consumo de 2007 a 2011

Así lo reveló un informe del Instituto Nacional de Salud.

David Campuzano/El Espectador

Un estudio realizado por el Instituto Nacional de Salud acerca de la calidad de agua, correspondiente al periodo 2007 – 2011, arrojó que un 12% de la población capitalina, cerca de 900 mil bogotanos, recibieron agua no apta para el consumo humano.

“Se observa que el 93,1% del agua potable distribuida en la zona urbana de Bogotá representó bajo riesgo o no representó riesgo (0,46% y 92,64% respectivamente) para la salud de la población de acuerdo con la clasificación del nivel de riesgo en salud según el Índice de Riesgo de la Calidad del Agua para Consumo Humano (IRCA). Es decir que el restante 6,9% del agua de consumo distribuida en ésta zona de la ciudad presentó deficiencias en su calidad por ser inviable sanitariamente o encontrarse en niveles de riesgo alto y medio (0,35%, 2,07% y 4,48% respectivamente)”, dice el informe del Instituto Nacional de Salud.

En cuanto a la zona rural, el estudio señala que “solo el 19,8% del agua potable distribuida representó bajo riesgo o no representó riesgo (1,65% y 18,15% respectivamente) para la salud de la población de acuerdo con la clasificación del nivel de riesgo en salud según el IRCA. Es decir que el restante 80,2% del agua de consumo distribuida en ésta zona de la ciudad presentó deficiencias en su calidad por ser inviable sanitariamente o encontrarse en niveles de riesgo alto y medio (6.99%, 52.60% y 20.62% respectivamente)”.

El informe indica que aunque la población es muy reducida en ésta zona de Bogotá, éstas cifras son importantes por lo que hay que seguir trabajando por superar las deficiencias en la calidad del agua potable distribuida.

El estudio muestra que en los últimos cinco años se incrementaron los valores del IRCA, lo que quiere decir que hubo un leve deterioro de la calidad del agua distribuida en la ciudad.

En el informe también se destaca que el 80% de los capitalinos (5,9 millones) recibieron agua apta para el consumo.

Quindío es el departamento que registra la mejor calidad de agua en el consolidado 2007 – 2011, mientras Antioquia, Atlántico, San Andrés, Arauca, Cundinamarca, Bogotá y Norte de Santander se encuentran en el nivel de riesgo bajo.

“Colombia está considerada entre los países con alta a moderada endemia (…) Para el año 2008, se notificaron 9.368 casos, las entidades territoriales que más notificaron fueron Bogotá, Antioquia, Valle, Santander, Cundinamarca y Sucre. Los departamentos que más reportan casos de Enfermedad Diarreica Aguda para los tres años visualizados son Bogotá, Antioquia, Nariño, Norte de Santander, entre otros”, dice el Instituto Nacional de Salud.