Demanda de crudo está en "continuo descenso", advierte un príncipe saudí

El príncipe advierte del riesgo de "seguir dependiendo casi completamente del petróleo".

AFP

El príncipe saudí Al Walid Ben Talal advirtió que la demanda mundial de crudo estaba en "continuo descenso", lo que podría tener un impacto negativo en la economía del reino, en mensajes a las autoridades saudíes colgados este domingo en Twitter.

"La dependencia mundial del petróleo de la OPEP, y más concretamente de la producción de Arabia Saudita, está en continuo y claro descenso", escribe en uno de sus mensajes dirigidos al ministro del Petróleo, Ali Al Nuaimi.

Por otro lado, añadió, "Arabia Saudita produce actualmente por debajo de su capacidad de producción" y el proyecto de elevar esta capacidad a 15 millones de barriles diarios (mbd) "no se concretará", añadió, y consideró "una amenaza para la economía saudí" el desarrollo del gas de esquisto, sobre todo en Estados Unidos.

El príncipe advierte del riesgo de "seguir dependiendo casi completamente del petróleo", cuyos ingresos constituyen, según él, el 92% del presupuesto actual del Estado. Y aboga por "la aplicación inmediata" de una nueva estrategia para "diversificar las fuentes de ingresos" del reino.

En este contexto propone desarrollar la energía nuclear y las renovables, como la solar, para reducir "cuanto antes" el consumo interno de crudo.

En otro mensaje, dirigido esta vez al ministro de Finanzas, Ibrahim al Asaf, el príncipe Walid pide dotar al reino de un fondo soberano para hacer fructificar sus reservas en divisas, estimadas según él en 676.000 millones de dólares.

El multimillonario saudí, que también envía mensajes al rey Abdalá y a su príncipe heredero Salman Ben Abdel Aziz, suele interesarse por los asuntos públicos de su país. En abril, había pedido la organización de elecciones, aunque fuesen parciales, al Majles al Shura y la ampliación de las prerrogativas de esta instancia consultiva.

El príncipe Al Walid, una de las mayores fortunas del mundo, dirige el Kingdom Holding que controla en un 95%.