Publicidad
Economía 22 Sep 2016 - 9:00 pm

Dicen los dueños de Las Américas

El 2016, un año bueno para la hotelería en Cartagena

Andrés Felipe Ordóñez, presidente del Grupo Talarame, dice que el dólar a $2.800 deja réditos históricos, pero los altos costos de energía y la inestabilidad tributaria preocupan.

Por: Edwin Bohórquez Aya
En Twitter: @EdwinBohorquezA
  • 27Compartido
    http://www.elespectador.com/noticias/economia/el-2016-un-ano-bueno-hoteleria-cartagena-articulo-656281
    http://tinyurl.com/zw3ndyh
  • 0
insertar
Andrés Felipe Ordóñez, presidente del Grupo Talarame. / Cortesía

Hicieron una inversión grande en Panamá. ¿De qué se trata?

En Colombia somos los dueños del hotel Las Américas, del Capilla del Mar y de la inmobiliaria Araújo y Segovia, y tenemos participación en otras sociedades. Nuestra inversión en Panamá fue superior a los US$70 millones y decidimos que fuera allá por la expectativa de salir y retarnos con todas las marcas mundiales en un país que nos diera estabilidad jurídica, aparte de que hay una serie de incentivos en los negocios hoteleros.

¿Quién fue el diseñador y qué pasa con los restaurantes?

Contratamos la firma de Carlos Ott, que es una de las tres firmas de arquitectos más grandes del mundo, un uruguayo que se ganó el diseño de la Ópera de la Bastilla, en París, con motivo de los 200 años de la Revolución francesa. Eso lo hizo dar un salto cuántico en conocimiento y experiencia. Es una persona que tiene proyectos en todo el mundo. Con él contratamos el diseño exterior y el interior. Es un hotel con tres ambientes de restaurantes bien marcados, uno de ellos es el Erre, igual que el que tenemos en Cartagena en Las Américas, en asocio con el chef Ramón Freixa, que tiene estrellas Michelin. Vamos a ofrecer en Panamá esta alta gama de cocina desde nuestro hotel.

¿De dónde salieron los recursos para la inversión?

Tres fuentes: el capital propio, la venta de un porcentaje de las habitaciones hoteleras a terceros inversionistas y endeudamiento con el sistema financiero.

¿Cómo funciona la venta de habitaciones?

Desde hace más de 40 años, con Capilla del Mar, después con Las Américas y ahora en Panamá, básicamente lo que hacemos es que una familia compra una habitación, los metros cuadrados de esa habitación, pero nos la entrega en operación, porque los hoteleros somos nosotros, y al final del ejercicio fiscal, la utilidad la redistribuimos de acuerdo con el coeficiente de copropiedad que las personas tengan. Lo bueno es que no importa si su habitación se usó o no, sencillamente la utilidad se reparte.

¿Y cuánto es la inversión mínima que se hace en este tipo de modelo?

En el caso de Panamá, en promedio US$200.000.

¿Cómo va el grupo ahora que el Gobierno le apuesta más al turismo?

El turismo nacional va creciendo espectacularmente, en parte por lo que tú mencionas y en parte por la devaluación, que favorece mucho al turismo nacional, porque salir del país se volvió muy oneroso. Segundo, favorece que los grupos y convenciones no vayan al exterior y nuestros hoteles son muy eficientes en el mercado vacacional como para segmentos de convenciones. Este es el mejor año de nuestra historia en la hotelería de Cartagena. Estamos muy contentos con los resultados que estamos obteniendo en la ciudad.

Eso, en cifras, ¿qué significa?

Los crecimientos son superiores a dos dígitos, la tarifa promedio se ha recuperado y, si bien Cartagena en los últimos tres o cuatro años ha soportado la entrada de habitaciones, lo cual había generado que las tarifas no estuviesen mejorando, en el último año la ocupación ha sido de más de ocho puntos y la tarifa se ha recuperado más de inflación, lo cual es muy favorable en este negocio. Y, en esta industria, hablar de dólar por arriba de 2.800 es muy bueno.

¿Y el 2017?

El 2016 muy bien, y el 2017 similar, con buenos niveles de ocupación. Se está logrando que, ante la nueva entrada de habitaciones, no decrezcan los ingresos totales para los hoteles. Pero hay que empezar a evaluar la capacidad del aeropuerto de la ciudad.

Los críticos dicen que la industria hotelera ha tenido muchos beneficios. ¿Qué opina?

No es tan cierto que somos unos beneficiados. Cuando se hizo la exención al impuesto de renta de parte del anterior Gobierno, eso logró un despegar a la industria; sin embargo, la reforma pasada, con el tema del CREE, ya se entró a limitar. Esa renta pasó a ser 9,5 %. Segundo, somos la única industria que paga una sobretasa del 20% en el tema energético. Este ha sido un buen año, pero los costos de la energía han subido más de un 40% frente a lo que se pagaba el año pasado por todo el fenómeno del Niño y del gas insuficiente. Muchos hoteles se han visto beneficiados por la llegada de turistas, pero sus ingresos se vieron disminuidos por el tema energético.

Ahora que se viene una reforma tributaria estructural, ¿qué les afana?

Pues es más de lo mismo. Volvemos a la misma inestabilidad de la que tanto hablan todos los empresarios. Nos quejamos de alguna forma porque tú te montas en unas inversiones con una serie de expectativas de mediano y largo plazo y ni siquiera alcanzas a llegar al mediano plazo y ya te han quitado todos los estímulos sobre los cuales te montaste. Preocupante.

¿Le han hecho como sector alguna petición al Gobierno?

Múltiples. Desde Cotelco le han mostrado al Gobierno cómo esta es la única industria con sobrecarga, y si a eso le sumamos todo el problema energético más los problemas con Electricaribe, más impuestos nuevos, que no teníamos, y ahora una reforma tributaria estructural, ¿dónde queda la estabilidad?

¿Se están sintiendo afectados por Airbnb? ¿Qué tanto los afecta la parahotelería?

La parahotelería nos toca mucho porque ellos no pagan impuestos, nosotros los pagamos todos. Ese es un fenómeno real que el Gobierno no ha enfrentado, ya sea para legalizarlos o para exigirles funcionamientos más idóneos, como pasa en Panamá, donde habitaciones o apartamentos alquilados por menos de dos meses son sancionados. Es una clara línea de apoyo a la industria hotelera. Aquí no se ha visto eso. No hay una política clara sobre eso. Frente a Airbnb, el mundo está buscando soluciones de este tipo. Lo vemos con Uber, por ejemplo, hay que entender que el mundo está cambiando, hay que adaptar la legislaciones para normalizar realidades que el mundo ya te está presentado. No se puede ir en contravía de la tecnología, hay que buscar legalizar esa realidad. Y explorar, como cadena hotelera que somos, las oportunidades que llegasen a existir con estos nuevos negocios que s están dando en todo el mundo.

Muchos piensan que Cartagena es muy cara. ¿Qué responde?

Cuando tú vas al exterior todos los hoteles son de US$80, US$100, US$200. En Cartagena hay hoteles de US$50. No es tan cierto. Si pasamos a hoteles cinco estrellas, hay tarifas de US$110 para dos personas, totalmente competitivas a nivel internacional. Cartagena se hace costosa por el componente aéreo, porque el tiquete a Miami te puede valer lo mismo que ir a Cartagena.

inserte esta nota en su página
  • 0
  • Enviar
  • Imprimir
4
Opiniones

Para opinar en esta nota usted debe ser un usuario registrado.
Regístrese o ingrese aquí

Opciones de visualización de opiniones

Seleccione la forma que prefiera para mostrar las opiniones y haga clic en «Guardar» para activar los cambios.
Opinión por:

eradelhielo

Vie, 09/23/2016 - 08:25
Antes se decía que la policía en Cartagena mataba a los ladrones para mantener segura a Cartagena para los delincuentes, ahora como los delincuentes son estrato 6, los jueces se dejan comprar y los mandan para la casa o para los mejores hoteles, ahora el peligro en Cartagena para los visitantes y habitantes es estar en medio de una guerra de bandas.
Opinión por:

eradelhielo

Vie, 09/23/2016 - 08:27
Corrección: Antes se decía que la policía mataba a los ladrones, para mantener segura a Cartagena para los TURISTAS...
Opinión por:

eradelhielo

Vie, 09/23/2016 - 08:21
Claro, si está llena de delincuentes estrato 6.
Opinión por:

eradelhielo

Vie, 09/23/2016 - 08:23
Todos con casa por cárcel, en este caso, hotel por cárcel. Lástima Cartagena está putiada, todos los jefes de las peores bandas se adueñaron de Cartagena.
Publicidad

Suscripciones impreso

362

ejemplares

$423.000 POR UN AÑO
Publicidad
Ver versión Móvil
Ver versión de escritorio