Hueco fiscal del Gobierno es de $30,5 billones

Tijera a presupuesto busca cumplir meta del déficit fiscal de 3.6% para 2016.

Ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas.Bloomberg News

 Un fuerte recorte del gasto público de 6 billones de pesos, que inicialmente era de 3.5 billones de pesos, anunció el Gobierno del presidente Santos para cumplir la meta fiscal de 3,6% y llevar tranquilidad a los mercados financieros y las firmas calificadoras de riesgo.

El ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, manifestó que al profundizarse la caída en el precio del petróleo obligó a elevar el recorte para mantener una responsabilidad fiscal con menor déficit y frenar endeudamiento. (Vea: Gobierno recortará en $6 billones los gastos para 2016)

El hueco fiscal del Gobierno estimado para este año será de 30,5 billones de pesos. Muchas entidades tendrán que reducir algunos planes de inversión. "No hay razones para el pesimismo", dijo Cárdenas. Vamos a ser capaces de acomodarnos a un menor precio del petróleo, "nos acomodamos a ese nuevo entorno", dijo.

Este año el gobierno apenas espera un ingreso de 700.000 millones de pesos por renta petrolera cuando en 2013 fue de 23,6 billones de pesos. (Vea: Calificadoras de riesgo ponen contra las cuerdas al Gobierno)

El ministro de Hacienda reafirmó que el Gobierno está dispuesto a apoyar a Ecopetrol en lo que sea necesario. Con dividendos conservadores, planes de financiamiento y apoyo a la venta de activos de Ecopetrol, dijo el funcionario.

El Gobierno recordó que previo concepto del Consejo de Ministros, podrá reducir o aplazar total o parcialmente, las apropiaciones presupuestales, en caso de
ocurrir uno de los siguientes eventos: que el ministerio de Hacienda  estime que los recaudos del año puedan ser inferiores al total de los gastos y obligaciones contraídas que deban pagarse con cargo a tales recursos, y que no fueren aprobados los nuevos recursos por el Congreso o que los aprobados fueren insuficientes para atender los gastos o que no se perfeccionen los recursos del crédito autorizados; – o que la coherencia macroeconómica así lo exija.

Cárdenas explicó que el recorte en los gastos de personal ascenderá a 660,100 millones de pesos. Se aplaza en un 5% los servicios personales indirectos acorde con lo establecido en el Plan de austeridad. En gastos generales la reducción será de 148,700 millones de pesos. El ministro insistió en que del recorte se excluyen los gastos asociados a operaciones militares y de Policía.

Sobre las transferencias, explicó el funcionario que el aporte será de 1.65 billones de pesos. Se excluyen del aplazamiento las transferencias destinadas al Sistema General de Participaciones (educación), universidades, pensiones, sentencias y conciliaciones. Para el resto de transferencias, se presenta un aplazamiento del 10%.

Cárdenas explicó que el motor que movió al Gobierno a realizar el recorte por 6 billones de pesos tiene que ver con el cambio del escenario macroeconómico desde el momento en que se aprobó el Presupuesto para 2016 en el Congreso. "Todas estas medidas ayudan a consolidar la confianza, porque reflejan un compromiso del gobierno con la responsabilidad fiscal", dijo el ministro Cárdenas.

Recordó que el año pasado, el Gobierno sometió sus gastos a dos recortes por 8,5 billones de pesos. El primero por 6 billones de pesos a comienzos de 2015 y promediando ese mismo año se concretó otro por 2,5 billones de pesos.

El tijeretazo para este año equivale a 2,3% del PIB, "es un ajuste monumental de reducción del gasto que refleja la responsabilidad del Gobierno de ajustarse frente a una nueva realidad de en materia de ingresos", dijo el ministro a la vez que reitera el compromiso con el cumplimiento de la meta de déficit fiscal para este año de 3,6%. 

Cárdenas dijo que el déficit fiscal para este año de 3,6% del PIB permite acomodar un poco los menores ingresos petroleros con el déficit, por eso se insiste mejor en el recorte de los gastos.

 

 

Temas relacionados