Impulso para la economía

El Emisor decidió reducir en 25 puntos básicos las tasas de interés. La clave es estimular el consumo y la inversión.

Mauricio Cárdenas, ministro de Hacienda y Crédito Público (izq.), y José Darío Uribe, gerente del Emisor.
Mauricio Cárdenas, ministro de Hacienda y Crédito Público (izq.), y José Darío Uribe, gerente del Emisor.Cortesía

Como lo esperaba el 85% de administradores de portafolio encuestados por Fedesarrollo y la Bolsa de Valores de Colombia (BVC), la junta directiva del Banco de la República, en su segunda reunión del año, tomó la decisión de continuar por la senda de reducción de la tasa de interés de intervención; esta vez, en 25 puntos básicos (0,25%). Así, los tipos quedaron en 3,75%.

José Darío Uribe Escobar, gerente general del Emisor, aseguró que “la decisión se tomó teniendo en cuenta que la economía colombiana crece por debajo de su potencial, la inflación observada y proyectada se sitúan por debajo de la meta del 3% y no se vislumbran presiones alcistas sobre la misma en el futuro cercano”. Además explicó que otra razón fue que los indicadores de crecimiento del cuarto trimestre de 2012 mostraron que el consumo privado creció a tasas menores que en otros períodos del año.

“La incertidumbre sobre el comportamiento de la inversión, en particular en obras civiles y construcción de edificaciones, sigue siendo elevada”, aseguró Uribe, quien estimó que el crecimiento económico del primer trimestre de este año se verá influenciado por “los menores días hábiles que tiene el período” y también por los choques de oferta presentados en las ventas externas de carbón y el “riesgo de una menor demanda desde Venezuela”.

Mauricio Cárdenas Santamaría, ministro de Hacienda y Crédito Público, dijo que el objetivo de esta decisión es continuar estimulando el consumo y también la inversión extranjera. En la primera reunión de la junta —en enero—, varios codirectores propusieron reducir las tasas en 0,50% para estimular la economía. Sin embargo, en ese momento se anunció una disminución de 0,25%.

Daniel Velandia, jefe de estudios económicos de la firma Correval, comentó tras la decisión que ayer no se vio un cambio en el lenguaje de la junta. “Lo que queda claro es que hay incertidumbre sobre el comportamiento de la economía. Esto va unido a los factores positivos sobre la inflación”. Añadió que la junta sigue dejando la puerta abierta para reducir más las tasas de interés, de ser necesario.