Publicidad
Economía 17 Dic 2012 - 11:34 pm

Las aprovechan quienes no deben

Las molestias que causan las cuentas AFC

Según el congresista David Barguil, la reforma tributaria busca frenar la ejecución de proyectos de lujo mediante las cuentas de Ahorro para el Fomento a la Construcción.

Por: Héctor Sandoval Duarte
  • 25Compartido
    http://www.elespectador.com/noticias/economia/molestias-causan-cuentas-afc-articulo-392994
    http://tinyurl.com/bmeq5wl
  • 0
insertar
Alguien que gane $330 millones mensuales puede aportar sólo $100 millones a una cuenta AFC. / Archivo

En momentos en que la reforma tributaria ya emprendió su recta final —al cierre de esta edición continuaba su discusión—, el tema de las cuentas de Ahorro para el Fomento a la Construcción (AFC) no deja de causar malestar, ya que según el congresista David Barguil, la iniciativa busca evitar que el incentivo se emplee en la ejecución de vivienda de lujo.

“No se pueden financiar proyectos de lujo con esa plata de impuestos. Mesa de Yeguas (en Anapoima, Cundinamarca) fue hecha con plata de AFC. A eso hay que cerrarle la puerta”, señaló Barguil. Sin embargo, reiteró que no se puede desincentivar la construcción.

Actualmente, según el estatuto tributario vigente, los recursos que destine el trabajador a las cuentas AFC no hacen parte de la base para aplicar retención en la fuente “y serán considerados como un ingreso no constitutivo de renta ni ganancia ocasional, hasta una suma que no exceda el 30% de su ingreso laboral o ingreso tributario del año”.

Sin embargo, ahora la propuesta de reforma tributaria pone límites a las contribuciones a cuentas AFC y las deja en un monto máximo de 3.800 Unidades de Valor Tributario (UVT), aproximadamente $98 millones. Además, la iniciativa propone que “el retiro de los recursos para cualquier otro propósito antes de un período de permanencia de 15 años” implica que el trabajador pierde el beneficio de no tener que pagar retención en la fuente. Actualmente el límite es de cinco años —según el artículo 126-4 del estatuto tributario vigente—.

“Los recursos captados a través de cuentas de ahorro AFC únicamente podrán destinarse a amortizar créditos hipotecarios o a la inversión en titulación de cartera originada en adquisición de vivienda”, asegura un aparte de la propuesta que está en discusión.

Recientemente, la presidenta de Asobancaria, María Mercedes Cuéllar, señaló que con la reforma tributaria se están poniendo en riesgo los incentivos para la construcción de vivienda, ya que se les está poniendo un límite.

El representante Barguil manifestó que en la recta final de la reforma existen proposiciones para abrir más incentivos para que los trabajadores se vinculen a las AFC. “Las AFC han apalancado un tema importante de vivienda en el país. Como se redujo el piso del Impuesto Mínimo Alternativo Nacional (IMAN), se abrieron posibilidades a incentivos”.

Desde la visión de los constructores, Roberto Moreno, presidente de la constructora Amarilo, opinó que las cuentas AFC están beneficiando el sector “porque apoyan a los estratos medios y altos. Hay más valor agregado en la construcción y se genera más ingreso para las empresas del sector”. Para el empresario, es importante que de cara a la reforma se mantengan vigentes las exenciones de impuestos para la ejecución de vivienda de interés social.

Asimismo, el presidente de la constructora Ospinas S.A., Andrés Arango, manifestó que “sin duda, estas motivaciones de movilizar plata de los empleados a las AFC era mover a las clases con potencial de ingresos a dirigir recursos al sector de la construcción. Era mover el negocio de la vivienda en estratos altos, lo cual termina beneficiando a empleados del sector de la construcción”.

Opina que en la actual coyuntura tributaria los beneficios deben cobijar a diferentes tipos de vivienda y reconoció que esta limitación que impone la reforma es sin duda una afectación, aunque no es de un alto volumen.

Por su parte, la presidenta de la Cámara Colombiana de la Construcción (Camacol), Sandra Forero, manifestó que las propuestas gubernamentales han estado volcadas a la conservación de los incentivos al ahorro y a la promoción de mecanismos “que hoy permiten canalizar recursos para la compra de vivienda, como las cuentas AFC”.

“¿Qué probabilidad hay de que alguien que gane $8 millones esté usando AFC? Una entre cinco. ¿Cuánto aporta? Esa persona no aporta más del 5% de sus ingresos”, manifestó el ministro de Hacienda y Crédito Público, Mauricio Cárdenas Santamaría. “Sería ideal que las cuentas AFC las utilizara más gente”, añadió.

Explicó que una persona, para llegar a poner en una cuenta AFC aportes de $100 millones anuales, tiene que estar ganando más de $300 millones durante un año. “El tope es el 30%. Si usted gana más de $330 millones, llega a un límite donde no puede aportar más de $100 millones. Para ingresos superiores a eso, desaparece el beneficio. Sin embargo, este puede aprovecharse para los primeros $330 millones”, explicó el ministro de Hacienda.

Entretanto, el jefe de la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales (DIAN), Juan Ricardo Ortega, manifestó que quienes usan las AFC al tope no tienen ingresos menores a los $250 millones anuales. “Este es un mecanismo muy útil para quienes estén por encima de $25 millones mensuales. En las poblaciones por debajo de ese monto, casi nadie tiene AFC”.

 

inserte esta nota en su página
  • 0
  • 2
  • Enviar
  • Imprimir
Publicidad

Suscripciones impreso

362

ejemplares

$312.000 POR UN AÑO
Publicidad
Ver versión Móvil
Ver versión de escritorio