Mineducación administrará recursos para la educación y alimentación escolar de niños en La Guajira

Un equipo llegará al departamento para garantizar la educación de más de 15.000 niños que no están matriculados. La intervención durará tres años.

Presidencia de Colombia

Por un periodo de tres años el Gobierno Nacional asumirá temporalmente el manejo directo de la educación en el departamento de La Guajira, ante la mala calidad de la prestación de este servicio y para dar un manejo transparente a los dineros que son desviados y no llegan a los niños del departamento.

La medida hace parte del paquete de intervención a La Guajira que dispuso este martes el presidente Juan Manuel Santos, luego de la reunión del Consejo de Política Económica y Social (Conpes) para analizar la crisis que viene presentando La Guajira.

“Estamos asumiendo las competencias de la educación en el departamento, básicamente de las cuatro secretarías que operan actualmente en La Guajira, que son la departamental y las de los municipios de Riohacha, Uribia y Maicao. Estamos enviando un equipo que garantice la cobertura, la calidad y la equidad en ese servicio; ya está nuestro plan en marcha para poder lograr ese objetivo: que los niños puedan asistir a clases y tengan garantizado el mejor servicio”, aseguró la ministra de Educación, Yaneth Giha.

Son 513.000 millones de pesos que el Gobierno transfiere al año al departamento para la educación, pero estos recursos se han ido perdiendo en la maraña de corrupción que se ha tejido en La Guajira y que mantiene a sus habitantes en una grave crisis. Con esta intervención, el Ministerio manejará directamente estos recursos para garantizar la educación de 217.000 niños y jóvenes del departamento, de los cuales 15.000 aún no están matriculados.

Además, el Ministerio asumirá el manejo de los recursos de la alimentación escolar, otra vertiente en la que se escapaban millones de pesos que los operadores se robaban y que no tenían su destino final, los niños. Por ejemplo, en el segundo semestre del 2016, en 12 de los 15 municipios del departamento no se ejecutó el dinero destinado para la prestación de este servicio. En el caso de Riohacha, ya hay un proceso de investigación por parte del a Fiscalía.

Otros temas que preocupan al Gobierno en este sector, son las inconsistencias en los informes financieros y los gastos administrativos que superan los autorizados. Se hallaron contrataciones sin el lleno de los requisitos legales e irregularidades en el reconocimiento de horas extras de maestros, no hay registros de entrega de dotaciones a docentes e instituciones educativas en varios años, y pérdidas de recursos de la Nación por el no reporte de información.

Además de la educación, el Gobierno nacional asumirá el manejo de la salud y agua potable en La Guajira, para lo que designará un equipo desde Bogotá que garantice la prestación de estos servicios.