Mubarak ingresa en la cárcel tras ser condenado a cadena perpetua

Mubarak fue trasladado en helicóptero a la cárcel de Tora tras la última sesión del juicio.

El expresidente egipcio Hosni Mubarak ingresó el sábado en el hospital de la cárcel de Tora, en el sur de El Cairo, después de que un tribunal lo condenara a cadena perpetua por el asesinato de manifestantes durante la revolución que terminó con su renuncia en febrero de 2011.

La fiscalía general egipcia ordenó el ingreso en prisión del exmandatario, que hasta ahora había permanecido hospitalizado en un centro médico militar, en las afueras de la capital, por motivos de salud.

La agencia de noticias estatal Mena precisó que Mubarak fue trasladado en helicóptero a la cárcel de Tora tras la última sesión del juicio.

En otro aparato, fueron transportados el exministro del Interior Habib al Adli, también condenado a cadena perpetua por la matanza de manifestantes, y seis asesores suyos, que fueron absueltos del mismo cargo, así como los hijos de Mubarak, Alaa y Gamal.

Pese a haber sido absueltos de los delitos de enriquecimiento ilícito y abuso de fondos públicos que se les imputaba, el fiscal general egipcio, Abdelmeguid Mahmud, dispuso que Gamal y Alaa continúen encarcelados a la espera que se resuelva otro caso pendiente por otro delito de corrupción.

Ambos son sospechosos de especular con acciones de la Bolsa y del Banco Nacional Egipcio.

El 12 de abril de 2011, Mubarak ingresó en un hospital de Sharm el Sheij, ciudad a la que se trasladó tras su renuncia en febrero de ese año, tras sufrir un ataque cardíaco un día antes durante los interrogatorios judiciales.

El expresidente fue trasladado a un centro médico de El Cairo con motivo del inicio de su juicio en la capital el 3 de agosto del año pasado, donde ha permanecido hospitalizado hasta hoy.