Siria acusa a Turquía de "piratería aérea", según televisión libanesa

A la tensión entre ambos países se suma el anuncio del ministro de Energía turco, quien señaló que Siria dejó de comprar electricidad a Turquía.

Avion detenido durante varias horas por autoridades turcas/ EFE
Avion detenido durante varias horas por autoridades turcas/ EFE

El ministro sirio de Transporte, Mahmud Ibrahim Said, acusó este jueves al Gobierno de Ankara de "piratería aérea" por la retención el miercoles durante varias horas de un avión de las aerolíneas sirias en Turquía para ser inspeccionado.

Said tachó el comportamiento de Turquía de "piratería aérea, que viola los derechos de la aviación civil", en declaraciones al canal de televisión libanés, Al Manar, voz del grupo chií Hizbulá, aliado del régimen de Damasco.

El aparato, perteneciente a Syrian Airlines, que hacía el trayecto Moscú-Damasco con 35 pasajeros a bordo, fue forzado a aterrizar en el aeropuerto de la capital turca, donde fue sometido a un registro.

Cazas militares turcos del tipo F-16 escoltaron el avión hasta la pista de aterrizaje, donde fue rodeado por un grupo de policías.
Las autoridades turcas decomisaron una decena de cajas de gran tamaño, con contenido supuestamente ilegal, que vulneraría las normas de transporte de la aviación civil.

Algunos medios turcos han asegurado que se trataba de piezas de misiles, mientras que otros dicen que eran equipos de telecomunicaciones militares, sin que haya aún una declaración oficial al respecto.

Al final, el avión pudo partir con todos sus pasajeros a bordo tras una retención de más de nueve horas.
Poco antes, las autoridades de aviación de Turquía habían emitido una orden rápida por la que prohibían, con efecto inmediato, a todos los aviones civiles turcos entrar en el espacio aéreo de Siria.

El ministro de Asuntos Exteriores turco, Ahmet Davutoglu, señaló que esta medida se tomó porque sobrevolar Siria "ya no es seguro" para los aviones turcos.

El conflicto se da en medio del anuncio del ministro de Energía turco, Taner Yildiz, quien señaló este jueves que Siria suspendió hace una semana la importación de energía eléctrica de Turquía, que respondió en varias ocasiones a disparos de obuses procedentes del territorio sirio.

"Siria dejó de comprar electricidad a Turquía hace una semana", declaró Yildiz a la prensa, y añadió que su país estaba dispuesto a reanudar el suministro si su vecino se lo pedía.

Ankara, que abastece alrededor del 20% de la energía consumida por su vecino, había amenazado a Damasco en enero pasado con suspender su suministro de electricidad después de que la defensa antiaérea siria destruyese un avión de combate turco.

La tensión entre los dos países aumentó considerablemente desde el bombardeo del pueblo fronterizo turco de Akçakale hace una semana, que se saldó con la muerte de cinco civiles turcos. El ejército abrió fuego en represalia contra posiciones del ejército leal al presidente sirio Bashar al Asad y desde entonces respondió sistemáticamente a todos los disparos sirios que alcanzaron su territorio.
 

Temas relacionados