Guiño de Rafael Correa a Barack Obama

Indicó que el candidato demócrata es "una gran persona".

Rafael Correa, presidente de Ecuador y Barack Obama, candidato a la presidencia de Estados Unidos.
Rafael Correa, presidente de Ecuador y Barack Obama, candidato a la presidencia de Estados Unidos.

El presidente ecuatoriano, Rafael Correa, deseó este viernes  "la mejor de las suertes" en las elecciones estadounidenses al mandatario y candidato demócrata a la reelección, Barack Obama, al que definió como "una gran persona".

"No quiero interferir en asuntos internos de otros países, pero ya que me ha preguntado mi deseo, yo le deseo la mejor de las suertes al presidente Obama", respondió Correa durante una entrevista concedida en Chile a Radio Cooperativa.

"Yo tengo aprecio personal por el presidente Obama, creo que es una gran persona", confesó el mandatario ecuatoriano.

A su juicio, añadió, "siempre para América Latina los Gobiernos republicanos han tenido una política exterior mucho más desconocedora, mucho más simplista y primitiva".

A 12 días para las elecciones del 6 de noviembre, la última encuesta publicada este jueves por el diario The Washington Post reveló que el candidato republicano, Mitt Romney, supera a Obama por 3 puntos porcentuales entre los votantes probables.

Por otra parte, sobre las buenas relaciones entre Ecuador, Venezuela y Argentina, Correa dijo sentirse "honrado si dicen que compartimos principios con la revolución bolivariana o las políticas de una mujer como (la presidenta argentina) Cristina (Fernández de) Kirchner".

"Pero todo tiene sus matices, cada país es un proceso distinto", matizó Correa, que señaló también que el liderazgo del mandatario venezolano, Hugo Chávez, es uno de los "muchos" que existen en Latinoamérica.

Consultado sobre las diferencias ideológicas en la región, Correa indicó que "incluso con Gobiernos de diferentes tendencias, como es el Gobierno de Sebastián Piñera en Chile, hay denominadores comunes, vínculos extremadamente fuertes".

"Es mucho más lo que nos une que lo que nos separa", recalcó Rafael Correa, que puso como ejemplo la vocación integracionista y la defensa de la democracia, y valoró el "liderazgo y la determinación" de Piñera ante la sublevación policial ocurrida en Ecuador en septiembre de 2010.

En tanto, de la exmandataria chilena Michelle Bachelet (2006-2010) dijo que "es una extraordinaria mujer que llega de orgullo a todos los latinoamericanos, y una queridísima amiga", y consideró que son los chilenos quienes deben decidir si regresa a La Moneda (sede de Gobierno) en el año 2014, en caso de que ella opte por volver a la Presidencia.

Correa, que se encuentra en Santiago en una visita oficial de dos días, inauguró ayer la Feria del Libro de Santiago y hoy sostendrá un encuentro con empresarios, ofrecerá una charla en la sede de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) y visitará la tumba del fallecido presidente Salvador Allende.