Ejército logra la liberación de cerca de 600 rehenes argelinos

Esto después de que se bombardeara la planta de gas donde permanecen los secuestrados. Podría haber colombianos entre estos.

Central de gas de Amenas, Argelia, donde secuestraron cientos de argelinos y decenas de extranjeros/ EFE
Central de gas de Amenas, Argelia, donde secuestraron cientos de argelinos y decenas de extranjeros/ EFE

El Ejército de Argelia liberó este jueves a unos 600 trabajadores argelinos retenidos desde el miércoles junto a varias decenas de ciudadanos extranjeros en unas instalaciones de gas, tal como lo informó la agencia estatal APS, que citó a fuentes locales. Ver video.

Las fuentes no ofrecieron detalles sobre posibles víctimas ni de cómo se ha producido esta liberación, que se conoce poco después de que la misma agencia informara de la puesta en libertad de dos secuestrados escoceses, un keniano y un francés en una operación militar, de la que tampoco se conocen los detalles.

Según "otras fuentes sobre el terreno", que APS no identifica, "la mitad" de los rehenes extranjeros han sido liberados.

Continúa siendo una incógnita la cifra sobre el número de rehenes, tanto argelinos como de otras nacionalidades, que permanecen retenidos en este gran complejo gasístico en el que trabajan cientos de operarios.

Sin embargo según declaraciones dadas por uno de los secuestradores podría haber ciudadanos colombianos entre los rehenes.

Las fuentes oficiales no han ofrecido datos sobre el número de empleados locales y se han limitado a informar de que más de una veintena de extranjeros permanece retenida, una cifra que el grupo terrorista, eleva a 41.

Estas nuevas informaciones se conocieron poco después de que uno de los secuestradores, asegurara a la agencia privada mauritana ANI que al menos 34 secuestrados y 15 islamistas murieron en un bombardeo efectuado por el Ejército argelino.

Las autoridades argelinas aún no se han pronunciado sobre esta información.

Abulbara, uno de los portavoz de los secuestradores también amenazó en la mañana de este jueves con matar a los rehenes que siguen en las instalaciones si el Ejército se acerca a la planta de tratamiento de gas, situada en la provincia suroriental de Ilizi, fronteriza con Libia.

Según su relato, la aviación argelina bombardeó el complejo gasístico cuando los secuestradores trataban de transportar a un lugar más seguro a parte de los rehenes.

El mismo portavoz exigió la retirada del Ejército argelino, que mantiene cercado el lugar, antes de comenzar cualquier negociación.

Según fuentes oficiales, 30 rehenes argelinos lograron escapar este jueves, y fueron recogidos por helicópteros que sobrevolaban la zona.

Asimismo, cuatro de las personas que resultaron heridas en el ataque terrorista del miércoles, dos argelinas y dos de otra nacionalidad que no fue precisada, ya han sido dadas de alta.

El asalto fue llevado a cabo por un grupo terrorista "fuertemente armado" vinculado a Al Qaeda este miércoles en las instalaciones de una planta de gas, situadas en una zona desértica a 40 kilómetros de la ciudad de In Amenas.

En el asalto terrorista del miércoles murió un ciudadano británico y otro argelino y seis personas resultaron heridas, dos de ellas extranjeras, que fueron ingresadas en el hospital de In Amenas.

El cabecilla terrorista Mojtar Belmojatar se atribuyó la autoría del ataque, que dijo es en respuesta al apoyo argelino a las tropas francesas que desde el pasado viernes combaten junto al Ejército maliense contra los grupos yihadistas que controlan las provincias septentrionales de Mali.