Diario oficial cubano aboga por mayor autonomía empresarial

El rotativo subraya que la importancia de "deslindar" las funciones y responsabilidades del Estado y las empresas es un "acuerdo pendiente" de la política económica.

La descentralización y fortalecimiento de las empresas en Cuba es un tema pendiente para la economía de la isla, donde la excesiva tutela del Estado ha creado disfunciones en el sector, según publica el diario oficial Granma.


El rotativo subraya que la importancia de "deslindar" las funciones y responsabilidades del Estado y las empresas es un "acuerdo pendiente" de la política económica aprobada en el V Congreso del Partido Comunista de Cuba (PCC) en 1997, y ahora se incluye en el documento marco del VI Congreso que comenzará el próximo sábado.


Según Granma, portavoz del gobernante PCC (único partido en la isla), el tema de la gestión empresarial no puede quedar a la zaga en el proceso de "actualización" del socialismo en Cuba, como se ha denominado a las reformas impulsadas por el presidente Raúl Castro.


En ese sentido, recuerda que en el Congreso comunista de 1997 quedó asignado el papel del Estado y las administraciones, el cual se implementó en algunos centros mediante el proceso de "perfeccionamiento empresarial", pero no se logró su generalización.


El periódico refiere que "en franca práctica paternalista" la mayoría de los Organismos de la Administración Central del Estado asumieron la dirección de las empresas y promovieron un "efecto contrario al pretendido" pues al quitarles "facultades" también les restaron "responsabilidad".


Crítica que las empresas "fueron invadidas por la inercia de aguardar dictámenes y asignaciones", perdieron "capacidad de reacción" y "movilidad", y con la seguridad de ser amparadas por el presupuesto estatal dejaron de sentir la "presión real de ser competitivas o perecer".


El diario destaca que, en vez de regir y controlar, los organismos del aparato estatal han ejercido "simultáneamente como jueces y parte".


A su vez, señala que las empresas descuidaron sus compromisos productivos y fueron "requeridas" y hasta "alentadas" a realizar misiones ajenas a sus objetivos, algunas de carácter gubernamental.


"Las empresas, de una vez por todas, deben marchar con pasos propios, teniendo siempre como meta el plan aprobado y respetando el marco legal de cada procedimiento", subraya.


No obstante, el periódico destaca como "medular" que ante una apertura de "los márgenes para la creatividad" no se confunda el "aumento de la autonomía empresarial con desregulación".


Granma se refiere a los roles que deben cumplir el Estado y las administraciones, resaltando que al primero le corresponde proyectar políticas y "exigir resultados" sin "restringir o intervenir facultades".


El nuevo plan de reformas económicas del Gobierno que será ratificado por el VI Congreso del PCC establece que la gestión empresarial sea controlada por mecanismos económico-financieros y no administrativos, corta las ayudas de presupuesto para sus producciones, y vincula los ingresos de los trabajadores a los resultados de las entidades, entre otros ajustes.


El VI Congreso del Partido Comunista tendrá lugar en La Habana entre los días 16 y 19 de abril con la participación de 1.000 delegados, y su tema central será la economía de la isla.