En Parlamento de Nicaragua piden mesura en pretensiones por el Mar Caribe

Por su parte Panamá dice no tener "nada que negociar" con Nicaragua por su mar territorial.

La vicepresidenta de la Asamblea Nacional (AN) de Nicaragua, la diputada Iris Montenegro, pidió "reflexionar" en el contencioso sobre la definición de los espacios marítimos en el Caribe que involucra a su país, así como a Colombia, Jamaica, Costa Rica y Panamá.

Montenegro, que asiste en Panamá al IX Foro Interparlamentario Iberoamericano, dijo a periodistas que se impone la reflexión en este asunto en el que se han dado reacciones "tal vez del inicio a priori", por lo cual, expresó, toca "reflexionar a todos".

La parlamentaria nicaragüense afirmó que esto es así ya que su país "ha sufrido muchas guerras, muchas situaciones y es necesario que estos conflictos no vayan a escalar".

"Más bien, si hay dudas, si hay inquietudes, podamos reunirnos y hablando es que nos entendemos la gente", remarcó Montenegro.

Por su parte, el ministro panameño de Relaciones Exteriores, Fernando Núñez Fábrega, afirmó este lunes que Panamá no tiene "nada que negociar" sobre su mar territorial con Nicaragua.

El canciller Núñez adelantó que el domingo próximo irá a Naciones Unidas junto al presidente panameño, Ricardo Martinelli, para tener ese mismo día una "reunión especial" con el secretario general Ban Ki-moon, en la que, dijo, es posible que se "trate este tema".

Núñez indicó que este es un tema "sumamente técnico" de abordar que requiere de mediciones geodésicas porque, resaltó, "en cualquier parte puede haber un traslape de buena fe".

"Obviamente -añadió- simplemente (esto) es inaceptable, y el presidente (Martinelli) lo ha dicho, que vayamos a pensar que se va a ceder un pedacito de mar territorial" panameño.

En junio pasado, Nicaragua presentó ante la Comisión de Límites de la Plataforma Continental de la ONU una solicitud para extender hasta las 350 millas náuticas su plataforma continental.

El Gobierno nicaragüense hizo esa solicitud después de que en noviembre pasado un fallo de la Corte Internacional de Justicia (CIJ) modificara la frontera marítima entre Nicaragua y Colombia y otorgó a la nación centroamericana una porción en el mar Caribe bajo control colombiano desde 1928.

Nicaragua presentó ante la CIJ una nueva demanda contra Colombia para que declare el "rumbo exacto" de la frontera marítima entre ambos países en el Caribe, "más allá" de los límites definidos en la sentencia de noviembre pasado.

En un comunicado, el Gobierno de Nicaragua explicó que está solicitando al órgano judicial principal de la ONU delimitar su plataforma continental más allá de las 200 millas náuticas.

Panamá firmará junto a Colombia, Costa Rica y Jamaica una carta denunciando el "afán expansionista" de Nicaragua que será entregada a finales de este mes a Ban.