Exdirector de la DNE, Carlos Albornoz se declaró inocente

No aceptó los ocho cargos imputados por la Fiscalía.

Ante el juez 45 de garantías, el exdirector de la Dirección Nacional de Estupefacientes, Carlos Albornoz se declaró inocente de los ocho cargos imputados por la Fiscalía General por su presunta participación en la entrega, venta y conseción irregular de multimillonarios bienes incautados al narcotráfico a un grupo de particulares.  

Para la Fiscalía el exfuncionario entregó sociedades y bienes narcotráfico que fueron entregadas a un grupo de particulares a cambio de una comisión.

El fiscal del caso presentó cada uno de los registros de los bienes incautados a los carteles que presuntamente le fueron entregados al agente liquidador Camilo Bula Galeano, para que los administrara.

En este sentido se indica que Albornoz le entregó 11 bienes de manera irregular a Bula, y luego le dio la función para que tuviera todo el control de su administración.

“A través de actos administrativos nombra a Camilo Bula Galeano para administrar unos bienes incautados por el narcotráfico en el que se encuentran varios inmuebles. Siendo esta la primera irregularidad”, precisó el fiscal durante la audiencia de imputación de cargos.

La Fiscalía estima que el desfalco que se le causó a la Nación a través del manejo irregular de bienes incautados al narcotráfico es de aproximadamente 25.000 millones de pesos.

“Usted tenía un cargo que generaba confianza, seguridad, que representaba los intereses del Estado y de la sociedad en general, tenia esa posición y esa ilustración que le concebía la ley, pero tenía esa posición ilustre puesto que usted había sido congresista durante varios periodos”, precisó el fiscal.

La audiencia fue reprogramada para el próximo lunes y se espera que la Fiscalía le solicite al juez la medida de aseguramiento preventiva de la libertad en contra del exdirector de la DNE.

“El problema es estructural”

En declaraciones a los medios de comunicación, Albornoz fue claro en señalar que el problema de la Dirección Nacional de Estupefacientes “es estructural” y no de las personas que han estado al frente de la entidad.

En este sentido señaló que estos problemas “vienen de vieja data” indicando que él y sus antecesores y sucesores no han contado con las herramientas necesarias “para hacer una administración idónea”.

“La DNE no maneja tres o cuatro bienes incautados a las ‘monjitas de la caridad’, la Dirección maneja 85 mil bienes en todo el territorio nacional. Estos inmuebles se les fueron quitarlos a personas que tenía relación con el narcotráfico y que han hecho hasta lo imposible por no perderlos”, indicó el exfuncionario.

“La Dirección se está liquidando, pero incluso la misma Contraloría General ha dicho que no es el momento para liquidar, indicando además que las cosas están peor que antes”, aclaró Albornoz.