A la cárcel exfuncionaria de Medicina Legal que habría modificado muestras de ADN

Se consideró que representa un peligro para la sociedad y podría obstruir a la justicia.

Una jueza de garantías de Bogotá cobijó con medida de aseguramiento al exfuncionaria de Medicina Legal, Belén Malagón procesada por presuntamente haber cambiado un examen de ADN en un caso por abuso sexual a una menor de edad en la localidad de Kennedy en el año 2009.

En la decisión, la funcionaria judicial consideró que la procesada presenta un peligro para la sociedad y podría obstruir a la justicia por lo que avaló la solicitud presentada por la Fiscalía General.

"No es posible que una persona que defraudó a Medicina Legal siga en libertad, una persona que vulneró los derechos de la víctima”, precisó en su solicitud la fiscal del caso que indicó que la funcionaria fue destituida al considerar que actuó con dolo.

El pasado 14 de febrero, la Fiscalía General acusó por los delitos de fraude procesal, falsedad en documento público y modificación, ocultamiento de material probatorioa una exfuncionaria del Instituto de Medicina Legal.

En la audiencia judicial se indicó Belén Malagón habría cambiado un examen de ADN en la investigación que se adelantaba contra una persona señalada de haber violado a una menor de edad en el año 2009 en la localidad de Kennedy.

Según Carlos Mauricio Rodríguez denunció que la médica forense fue la persona encargada de hacer el primer análisis de las pruebas de ADN a la persona investigada por abusar de su hija de 16 años de edad.

"Lo iban a dejar libre porque las muestras salieron negativas, pero a los ocho días gracias a nuestra lucha la Fiscalía ordenó un nuevo examen el cual salió positivo", indicó el denunciante al indicar que el Instituto le ofreció una indemnización de dos millones de pesos.

En este sentido indicó que la Fiscalía debe investigar qué otros funcionarios podrían hacer parte de este cartel que estaría beneficiando a personas implicadas en esta clase de delitos.

"Es como un carrusel, puesto que no sabemos que por estos hechos personas inocentes están en la cárcel y cuántos culpables estarán inocentes. ¿Qué credibilidad pueden tener las entidades públicas si pasa esto?", explicó.

La exfuncionaria fue destituida del Instituto después de 15 años de trabajo, pero los denunciantes piden que sea enviada a la cárcel puesto que este hecho continua en libertad y ni siquiera se hace presente en las audiencias.
 

Temas relacionados