Juez que dejó en libertad a Fabio Salamanca recibió amenazas

La jueza segunda de garantías indicó que sus consideraciones fueron netamente jurídicas y no sentimentales.

Archivo El Espectador

Carmen Gualteros, jueza segunda de control garantías de Bogotá, quien estuvo a cargo del caso de Fabio Andrés Salamanca, quien en estado de embriaguez mató a dos jóvenes mientras conducía, reiteró que está tranquila con la decisión de dejar en libertad al joven.

En entrevista con Blu Radio, Gualteros señaló que su fallo estuvo basado en argumentos netamente jurídicos y afirmó que -a pesar de recibir amenazas y sentir la presión de los medios de comunicación- está firme en su decisión considerando que Salamanca no representaba un peligro para la sociedad.

Ante el cuestionamiento de si se trató de un fallo basado en el estatus económico del joven, indicó que no podía tomar decisiones basándose en “que si es pobre le impongo una medida o si es rico impongo otra, mi decisión no se basó en la situación económica, es más, no tengo el conocimiento del estrato de Salamanca”, añadió Gualteros. Así mismo, explicó que no podía proceder de la misma forma que se hizo en el caso de Jhonatan Cabrera, quien se encuentra con medida de aseguramiento por hechos similares, debido a que -con base en el sistema jurídico- cada caso tiene consideraciones particulares.

Agregó que “no hay un fundamento que me indicara que esta persona volviera a tener la misma conducta, no puedo hacer conjeturas para decir ‘sí hoy él va a tomar un carro, se va a emborrachar y matar otras personas’ tengo que decidir desde el punto de vista jurídico y este me llevó a la decisión que todos conocen”.

A los indignados con la decisión respondo que tienen todo el derecho de pensar así, igualmente como seres humanos también así lo pensaría, tienen que estar indignados y respeto ese pensar, pero mi decisión es basada en causas jurídicas, no en sentimientos ni estratos”, reiteró la jueza.

Finalmente, señaló que es necesario considerar que en Colombia no hay una política criminal (contra conductores borrachos) clara que la llevara a dictar medida de aseguramiento para Salamanca y finalizó aclarando que este no es el final del proceso, lo que supone que “en el momento en que salgan argumentos sólidos para que esta persona sea encarcelada así será. Esta no es una decisión final, muy seguramente al momento de la sentencia condenatoria se podrían determinar otras cosas, me gustaría que cuando se defina este proceso los medios informen de la misma forma que lo hicieron ayer”. (Escuche la entrevista)