La primera condena por el asesinato de la periodista Flor Alba Núñez

La periodista de 31 años fue asesinada hace dos años en Pitalito (Huila). El Juzgado Tercero Penal del Circuito Especializado de Neiva acaba de condenar a Juan Camilo Ortiz, alias el “Loco” por el homicidio. El próximo 8 de septiembre se sabrá la pena.

Flor Alba Núñez era una periodista radicada en Pitalito (Huila). Fue asesinada el jueves 10 de septiembre de 2015.Archivo particular

El 10 de septiembre de 2015, a la entrada de la emisora La Preferida en Pitalito (Huila), Flor Alba Núñez recibió dos disparos por la espalda. El impacto de las balas tumbó a la periodista y directora de la emisora al piso y perdió la vida. Su muerte fue calificada pronto como un atentado contra la libertad de prensa. Medios y organizaciones de todo el país se solidarizaron con la comunicadora que se había dedicado a romper el silencio que ha ocultado crímenes de bandas criminales en ese municipio del Huila.  Hoy, después de dos años de juicio, el Juzgado Tercero Penal del Circuito Especializado de Neiva condenó a la primera persona por el asesinado de la periodista de 31 años. (Por octava vez Fiscalía intentará adelantar juicio por homicidio de Flor Alba Núñez)

Se trata de Juan Camilo Ortiz, alias el “Loco”, “Camilo”, o “Bebé”. Agentes del CTI lo capturaron en Palmitos (Sucre) 15 días después del asesinato de Flor Alba Núñez y la Fiscalía lo acusó de haber cometido los delitos de homicidio agravado y fabricación, tráfico, porte y tenencia ilegal de arma de fuego. Desde el inicio del juicio, el “Loco” se declaró inocente. Su nombre, sin embargo, ya se había escuchado en otro proceso judicial en el Palacio de Justicia de Neiva. (Flor Alba Núñez, tatuada en el periodismo huilense)

En julio de 2014 Ortiz fue detenido por primera vez, junto con otras dos personas, dentro de la investigación de un atentado en contra de la médica veterinaria, Juliette Henao en Pitalito. En esa ocasión, la Fiscalía lo acusó de ser uno de los sicarios que le había disparado en cinco ocasiones a la veterinaria. Flor Alba Núñez hizo el seguimiento periodístico al atentado, conoció detalles del proceso y los hizo públicos. Cuando se enteró que un juez le había dado casa por cárcel al “Loco”, cuestionó la medida de la justicia y recordó, de nuevo, las pruebas en su contra y advirtió el peligro que representaba el acusado. (El periodismo, amenazado en Pitalito)

Durante los casi dos años de juicio, la Fiscalía recopiló 93 pruebas y evidencias para probar que Juan Camilo Ortiz fue quien le disparó a la periodista ese jueves 10 de septiembre. De acuerdo con la hipótesis que manejó el ente investigador, el asesinato se planeó después de que Flor Alba Núñez hiciera varias publicaciones en Facebook en las que, precisamente, relató los avances del caso de la veterinaria y la captura de Ortiz. El 22 de marzo del año pasado, el exvicefiscal, Jorge Perdomo, aseguró que la Fiscalía además estaba manejando otra hipótesis en el caso: que se trataba de un homicidio por motivos políticos. (Flor se salió del libreto)

El exvicefiscal se refería a los roces entre Flor Alba Núñez y Miguel Rico, por ese entonces candidato a la alcaldía de Pitalito y miembro del Partido de la U, por varias publicaciones que hizo la periodista en las que cuestionó los títulos universitarios del hoy alcalde.  Familiares y amigos de Flor Alba Núñez explicaron que el día anterior a su asesinato, la periodista tenía listo un reportaje en el que contaba que un candidato a la alcaldía y uno al concejo pretendían obligar a las madres comunitarias del municipio a votar por ellos y a que les consiguieran ocho votos más pues, si no lo hacían, perderían su trabajo. 

El juzgado que halló culpable a el "Loco" por este caso, aceptó la petición de la Fiscalía y la Procuraduría de condenarlo. El próximo 8 de septiembre se conococerá cuál es el monto de la condena que podría alcanzar los 50 años de cárcel.