Milicianos de Farc excarcelados, autores de carro bomba en Cauca

Juan Carlos Pinzón cuestionó las decisiones judiciales que dejan en libertad a los delincuentes.

El ministro de Defensa, Juan Carlos Pinzón, se mostró indignado tras comprobarse que varios de los milicianos de las Farc que habían sido capturados hace un mes en operaciones militares, quedaron libres y fueron los responsables de la instalación de dos carros bomba en zona rural de Caloto, en el departamento de Cauca.

Da mucho dolor no solo a la Fuerza Pública, sino a los ciudadanos de bien de este país, cuando la Fuerza Pública logra capturas después de mucha dificultad, después de muchos procesos de inteligencia y sencillamente por vencimiento de términos dejan libres a algunos o a varios de esos terroristas”, dijo Pinzón al precisar que en una operación en el municipio de Caloto, la Fuerza de Tarea Apolo con apoyo judicial capturaron a 10 miembros de la red de apoyo al terrorismo de las Farc.

El jefe de la cartera de la Defensa señaló que en ese momento se entregaron pruebas suficientes para establecer la participación de los 10 capturados, en actos terroristas y en varios hostigamientos en esa zona.

Hace como un mes los dejaron libres por vencimiento de términos. Que coincidencia pues resulta que esos bandidos con sus colaboradores, con sus socios del crimen, terminaron por intentar colocar dos carros bomba en contra de la población civil, agregó.

Finalmente, el alto funcionario advirtió que estos impasses no debilitarán el trabajo de las Fuerzas Militares que seguirán adelante con las capturas y ofensivas contra los grupos terroristas que delinquen en el territorio nacional.

“Con la capacidad operativa y la voluntad de nuestros soldados de Colombia seguirán adelante las operaciones contra el terrorismo. Precisamente ellos impidieron que los terroristas de las Farc alcanzaran su objetivo con los dos carros bomba que pretendían dejar en el centro del municipio de Caloto”, manifestó.

El pasado martes intensos combates y la explosión de dos carros bomba en el Cauca pusieron en el ojo del huracán el proceso de paz entre las Farc y el Gobierno de Juan Manuel Santos.

El primero de los vehículos estalló a las afueras del corregimiento de El Palo, perteneciente a la población de Caloto. Mientras que el segundo fue detonado simultáneamente en un surtidor de agua que abastece a esa zona del suroeste de Colombia.

La Fuerza de Tarea Apolo resaltó que la intervención de la Fuerza Pública evitó que la tragedia fuera mayor.

"Gracias a los puestos de control militar se logra evitar una tragedia de mayores consecuencias que afectarían a la población civil de esta zona", aseguró la institución castrense, al apuntar que, al parecer, los autores del atentado pretendían hacer estallar uno de los carros bomba en el centro urbano de Caloto.

Este ataque dejó como víctimas a un civil, que al parecer conducía el vehículo con los explosivos, y un soldado, quien perdió la vida en un choque con guerrilleros inmediatamente después del estallido del carro bomba y en ese mismo lugar.