Publicidad
Judicial 23 Sep 2010 - 2:49 pm

YA ESTÁ EN LAS CALLES EL EXTRA DE LA EDICIÓN IMPRESA DE EL ESPECTADOR

Muerte de alias 'Romaña' en Operación 'Sodoma' no está confirmada

Aunque el Ejército lo dio como oficial, todo parece indicar que se trata de un guerrillero con el mismo apellido..

Por: Elespectador.com
  • 627Compartido
    http://www.elespectador.com/noticias/judicial/muerte-de-alias-romana-operacion-sodoma-no-esta-confirm-articulo-225840
    http://www.elespectador.com/noticias/judicial/muerte-de-alias-romana-operacion-sodoma-no-esta-confirm-articulo-225840
  • 0
  • 624
insertar
Foto: Archivo - Elespectador.com

Ante la versión oficial del Ejército según la cual el miembro de la cúpula de las Farc Henry Castellanos Garzón, alias 'Romaña', también murió en el operativode las fuerzas de seguridad del Estado que abatieron este miércoles al jefe militar del grupo guerrillero, 'Mono Jojoy', la Presidencia de la República informó que dicha muerte no está confirmada.

Al parecer, sería un guerrillero con el mismo apellido de 'Romaña', razón por la cual no hay que dar por hecho que se trate de él. Se espera que en las próximas horas se confirme la identidad de los guerrilleros abatidos junto al cabecilla militar de las Farc.

'El Mono Jojoy' 

De los largos 46 años de historia criminal de las Farc, Víctor Julio Suárez Rojas, alias el Mono Jojoy protagonizó 35 en las filas del grupo guerrillero; pronto se convirtió en el más sanguinario comandante militar y, como estratega de batalla, fue bajo su égida que los ataques terroristas se multiplicaron en toda Colombia y se puso en marcha la horripilante práctica de secuestrar militares, policías, civiles y dirigentes políticos como botín de guerra.

Su historia tuvo punto final el miércoles luego de una impecable operación de las Fuerzas Armadas que bombardearon el corazón de su campamento madre en La Macarena, una fortaleza de 300 metros, con túneles y estructura de concreto, su madriguera, en palabras del Ministro de Defensa, Rodrigo Rivera.

Treinta aviones, 27 helicópteros y unos 600 hombres fueron necesarios para demoler el búnker del segundo hombre en importancia en las Farc después de Alfonso Cano, ubicado a 26 kilómetros del municipio de La Julia, en el Meta, una zona que durante años fue considerada inexpugnable y desde la cual despachaba el "símbolo del terror y la violencia" de la guerrilla, como refirió jubiloso el presidente Juan Manuel Santos al confirmarle la noticia al país a muy tempranas horas de la mañana, antes de entrar a la asamblea anual de Naciones Unidas en Nueva York.

Fue en el sitio conocido como La Escalera, cerca al Río Duda, en donde se produjo la histórica noticia que fue la más comentada en todo el mundo en la red social Twitter.

Bautizada como la Operación Sodoma, con la inicial "s", por desarrollarse en el mes de septiembre -La Operación Jaque se llamó así porque ocurrió en julio-, y con una especial significación por la tradición cristiana por la referencia de Sodoma en la Biblia, las Fuerzas Armadas le propinaron el golpe más contundente al corazón de las Farc en su casi medio siglo de trasegar violento.

"Esta es la Operación Bienvenida a las Farc", reiteró el Jefe de Estado, quien a la distancia siguió muy atento el desarrollo de la noticia y, cómo uno a uno se fueron confirmando los nombres de una veintena de guerrilleros que cayeron con el Mono Jojoy, el jefe del secretariado por el que se ofrecía una recompensa de $5.000 millones y que nació febrero de 1949 en Pasca, Cundinamarca.

Infiltrados de las Fuerzas Militares y de Policía y guerrilleros aportaron los datos clave para la ubicación del campamento matriz de Jojoy, su círculo de custodia y hombres de confianza. Información que fue corroborada desde Bogotá por agentes de inteligencia de la Policía y la Armada, cuya labor se concentró en verificar coordenadas y valorar los testimonios entregados por los delatores.

Desde hace dos meses se puso en marcha el operativo y se constató entonces que el Mono Jojoy empezó a enviar órdenes por radio y a tener comunicación constante con Alfonso Cano -quien le solicitaba ayudaba para mitigar la avanzada del Ejército en el Cañón de las Hermosas- y Carlos Antonio Lozada, integrante del estado mayor de las Farc y cerebro de la Red Urbana Antonio Nariño (Ruan).

Se descubrió que del anillo de seguridad de Jojoy fue encargado Lozada, conformado por unos 30 subversivos. Con esta milimétrica información recaudada, la cúpula militar y la Policía, en compañía del ministro Rivera, le mostraron al presidente Santos sus avances y el mandatario no dudó en darle la bendición a la Operación Sodoma que este jueves celebra el país.

En la noche del martes aviones Supertucano y Arpía sobrevolaron la zona y dieron inició a una sucesión de nueve bombardeos que fueron apoyados desde anoche y la madrugada de hoy por 200 hombres en tierra de la Séptima Brigada, Infantería de Marina y la Fuerza de Tarea Omega.

Las Farc respondieron, aún disminuidos, e impactaron dos aeronaves de las FF.MM. sin mayores consecuencias. Cinco soldados, sin embargo, resultaron heridos y el ministro Rivera lamentó la muerte de la perra antiexplosivos Sasha.

En el computador del Mono Jojoy, que ya está en poder de las autoridades, preliminarmente se hallaron archivos que revelarían la ubicación de varios campamentos guerrilleros en los que estarían cautivos los 19 militares y policía que llevan más de una década en poder de las Farc.

Así lo estableció El Espectador con fuentes de entera credibilidad que además añadieron que ya se estarían movilizando tropas hacia esos sitios para darle el golpe de gracia a la guerrilla.

También se habla con insistencia que Carlos Antonio Lozada, Alfonso López Mena, alias Efrén, jefe del frente 22, y el propio Henry Castellanos Garzón, alias Romaña, estarían en el grupo de cadáveres que siguen en proceso de identificación por el CTI de la Fiscalía.

Muy prudente el ministro de Defensa Rivera no quiso entrar en detalles sobre los informantes que permitieron el operativo histórico "para proteger a nuestros hombres".

No obstante, trascendió que se alistan millonarias recompensas, como las entregadas en los operativos que permitieron dar de baja a Iván Ríos y Raúl Reyes, en marzo de 2008.

El general Julio Alberto González Ruiz fue definitivo a la hora de dirigir la incursión aérea de los aviones y helicópteros de la Fuerza Aérea y el general Alejandro Navas, comandante del Ejército, fue vital para asegurar el terreno junto con el comandante de la Omega, general Javier Alberto Flórez, el mismo oficial que comanda la ofensiva contra Alfonso Cano.

El Espectador también supo que Arauca y Caquetá se convirtieron en sedes alternas para la planificación de esta operación y que allí mismo se procesaba información de inteligencia que fue sumándose hasta que se ordenó el ataque, previo visto bueno del presidente Santos. Todos coinciden en que la muerte de Víctor Julio Suárez, alias el Mono Jojoy o Jorge Briceño constituye un golpe cardinal en la lucha contra la guerrilla.

Para quienes hace unos pocos años creían que el secretariado era intocable, las muertes de Reyes, Ríos, Manuel Marulanda y la de Jojoy confirman el avance de las Fuerzas Militares y la decisión política de acabar su imperio criminal a como dé lugar.

inserte esta nota en su página
  • 0
  • 624
  • Enviar
  • Imprimir

Lo más compartido

Publicidad

Suscripciones impreso

362

ejemplares

$312.000 POR UN AÑO
Publicidad
Ver versión Móvil
Ver versión de escritorio