Yopal prende motores para hacer una consulta popular petrolera

Ya se conformó de manera oficial el comité el proconsulta popular de Yopal. Comienza la recolección de 20.000 firmas para que la Registraduría de vía libre a la consulta que pretende prohibir la explotación de hidrocarburos en la capital del Casanare.

El Comité Proconsulta Popular en YopalCortesía

Hoy Yopal es la primera capital de departamento que quiere realizar una consulta popular en contra de la extracción y explotación de hidrocarburos. Ante la Registraduría Municipal, el Comité Proconsulta Popular de Yopal (Casanare) se inscribió el pasado 29 de junio para iniciar un camino que podría desembocar en una consulta popular que prohibiría la explotación petrolera en este municipio. (Lea también: Así explotó el "boom" de las consultas populares)

“¿Está usted de acuerdo ciudadana, ciudadano yopaleno, que en el municipio de Yopal, Casanare, se realicen actividades de sísmica, fracking, exploración y explotación de hidrocarburos?” es la pregunta que el Comité pretende que respondan los yopaleños. El Comité está integrado por líderes comunales y comunitarios de la capital del Casanare. (También: Cajamaca: golpe a la locomotora minera)

No obstante, este solo es el primero de muchos pasos antes de que una consulta popular se realice en el municipio, que tiene una tradición petrolera que se remonta a tres décadas atrás (También: Cajamarca busca reinventarse). “Esperaremos que la Registraduría autorice al comité para iniciar la recolección de firmas. Esperamos recoger unas 20 mil firmas que avalen la consulta popular”, explicó el abogado Luis Arturo Ramírez, quien asesoró al Comité por el NO en la consulta popular del pasado 4 de junio en Cumaral (Meta).

Después de que las firmas sean avaladas, la iniciativa debe llegar ante el alcalde, el Consejo Municipal y el Tribunal Administrativo de Casanare, el cual declarará si es constitucional o no la pregunta planteada a la comunidad. De ganar, los resultados deberáns er acatados por todas las empresas petroleras que hagan presencia en el territorio, tal como lo manifestó el Consejo de Estado en un fallo reciente.

Según un comunicado del comité, la iniciativa busca “rechazar mediante el mecanismo de consulta popular la forma como se ha entregado la riqueza a las multinacionales petroleras”, pues consideran que los contratos de concesión con las empresas extranjeras “son totalmente leoninos para la economía del estado”.

El mismo comunicado señaló que para los líderes del comité pro consulta popular de Yopal, “el departamento de Casanare y la comunidad de la región son fieles testigos de que la industria petrolera solo ha dejado desolación y tristeza”.

Los integrantes del comité aseguraron en el documento que “la ANLA, Agencia Nacional de Licencias Ambientales, es una entidad ciega, sorda y muda, que no escucha a las comunidades ni ejerce ninguna dirección ni vigilancia a los proyectos petroleros. Y cada día lo que vemos nosotros es más contaminación”. Para Luis Arturo Ramírez, el hecho de que esta entidad no tenga una oficina en Yopal es prueba de esto.