Extreman medidas de seguridad con miras al Carnaval de Barranquilla

Las nuevas disposiciones son estrictas en cuanto al respeto del espacio público y la contaminación auditiva.

De cara a la próxima edición del Carnaval de Barranquilla, la alcaldía de la ciudad anunció toda la normatividad que regirá durante la máxima fiesta de los barranquilleros.

Las nuevas disposiciones son estrictas en cuanto al respeto del espacio público y la contaminación auditiva. En ese sentido, las medidas contemplan el fortalecimiento de la seguridad, moralidad y tranquilidad de los ciudadanos antes de la expedición de permisos para participar en los diferentes eventos y bailes del Carnaval.

“Nuestro objetivo fundamental radica en propiciar condiciones de seguridad y tranquilidad para la ciudadanía, minimizando los hechos de violencia, con el apoyo de la Policía Metropolitana de Barranquilla”, expresó al diario El Heraldo Josefa Cassiani Pérez, secretaria de Gobierno de Barranquilla y presidenta del Comité Técnico de Seguridad y Control.

Tal comité tiene como función ser garante del orden público y la seguridad ciudadana durante el Carnaval, en compañía de organismos como la Policía y el cuerpo de Bomberos. Por ello, se ultiman detalles para el respeto al espacio público y la reducción de contaminación auditiva.

Sumado a ello, la normatividad dictada por el Distrito exige el estricto cumplimiento de las medidas de prevención, la conservación de los espacios en que tengan lugar los espectáculos, abstenerse de consumir sustancias alucinógenas y de portar armas.

De igual modo, los organizadores de los bailes deben cumplir con requisitos como la autorización para realizar espectáculos y el otorgamiento de suficiente visibilidad, audición y comodidad al público.