Presos en Santa Marta iniciaron una huelga de hambre

Más de 1.200 internos se sumaron a esta protesta.

La falta de medicamentos, la deficiente atención médica, los problemas de hacinamiento y otras anomalías que han sido denunciadas por la Defensoría del Pueblo y la Personería, hacen parte del inconformismo que provocó la huelga de hambre en la que entraron los internos de la cárcel de Santa Marta (Magdalena).

Son más de 1.200 los reclusos que decidieron entrar en huelga de hambre para exigir una mejor atención de los servicios básicos en el centro de detención.

Delegados de derechos humanos y la Cruz Roja están al frente de presentar atención humanitaria a esta huelga de hambre que ha empezado en la cárcel distrital de la capital del Magdalena.