Gobierno responde a las Farc