Publicidad
Paz 25 Mar 2013 - 9:00 pm

Habla el presidente de la Unión Patriótica

'La UP es una fuerza proscrita'

Omer Calderón afirma que, más que la personería jurídica, espera garantías para que las fuerzas de izquierda puedan participar en política, y convoca a una coalición por la paz.

Por: Elespectador.com
  • 150Compartido
    http://www.elespectador.com/noticias/paz/up-una-fuerza-proscrita-articulo-412444
    http://tinyurl.com/brb9tr5
  • 0
insertar
Omer Calderón es el actual presidente de la Unión Patriótica. / Luis Ángel

Omer Calderón es hoy el presidente de la Unión Patriótica, un partido nacido del proceso de paz entre el gobierno de Belisario Betancur y varias organizaciones subversivas, entre ellas las Farc, el Epl y el M-19. A pesar de que en su primera elección (1986) obtuvieron 14 curules al Congreso, los miembros de este partido fueron asesinados sistemáticamente. Ahora que el proceso de paz entre el gobierno Santos y la guerrilla de las Farc avanza hacia el segundo tema de la agenda —la participación política—, la experiencia de la UP cobra vigencia.

Calderón es profesor universitario y lleva más de dos décadas vinculado al partido. Su participación política ha sido en las Juventudes Comunistas, de las que llegó a ser secretario general, y en la dirección de la UP. Sostiene que su partido espera el pronunciamiento de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, a donde han llevado un proceso contra el Estado por genocidio, y antes de que se les restituya la personería jurídica quiere que éste acepte su responsabilidad.

¿Cómo ve la Unión Patriótica las especulaciones de que con el proceso de La Habana ustedes pueden ser el partido que las Farc llevarían a las elecciones de 2014?

Son especulaciones que se han puesto a circular y que son contrarias a lo que se esperaría, porque continúan con la estigmatización de que la Unión Patriótica tiene supuestos vínculos con las Farc. La UP reunió recientemente su tercer pleno y determinó informar que no ha enviado ninguna comunicación a La Habana y que en las conversaciones de paz los resultados tendrán desarrollos políticos particulares, y en ese camino nuestra propuesta es hacer un gran frente amplio por la paz. Lo que salga de La Habana es el inicio de un proceso de paz.

¿A quién están convocando?

A la Marcha Patriótica, el Congreso de los Pueblos, el Partido Progresista, el Polo Democráticos, a los sectores liberales y conservadores que coincidan en la necesidad de adelantar cambios de fondo que garanticen la solidez de unos tratados de paz.

¿Cuál es el presente de la Unión Patriótica?

Somos fundamentalmente un movimiento que cuenta con integrantes en todo el país. Todos en función de la lucha por la reparación política del partido, por lograr que se generen en Colombia condiciones de no repetición del genocidio que se cometió contra la Unión Patriótica y en busca de una serie de medidas de satisfacción. La UP hoy sigue siendo un partido proscrito, es una causa política por las reformas que requiere el régimen para que no se presenten la exclusión y la persecución a las fuerzas de oposición.

¿Cómo va la restitución de la personería jurídica?

El caso está suficientemente documentado en la Comisión Interamericana de Derechos Humanos. En este momento estamos a la espera de la respuesta del Gobierno sobre las denuncias que se han presentado a propósito de la persecución y el exterminio sistemático de la UP. Pero el Estado colombiano ha venido respondiendo con una estrategia de dilación y negación de la existencia de las víctimas, una estrategia en la que se ponen en cuestión los casos de miles de asesinatos de nuestros miembros. La Comisión está a punto de presentar un pronunciamiento; falta la respuesta del Gobierno sobre los mas de 1.500 casos que hemos documentado.

Usted ha dicho que los siguen persiguiendo y asesinando...

Todavía se nos sigue persiguiendo. Por eso digo que somos una fuerza proscrita. Los militantes de la Unión Patriótica han podido participar de la vida política a condición de no hacerlo en nombre del partido. Y ese es el punto que planteamos de cara al proceso de negociaciones: garantías para que esto no vuelva a ocurrir.

Se oye más interesado en el proceso ante la Corte Interamericana que en volver a la política...

Estamos interesados en que se produzcan los cambios que garanticen los derechos de participación política de todas las fuerzas de oposición y de izquierda, que es lo que se ha negado en el país.

¿Y cuáles son sus peticiones?

Aun cuando para la Unión Patriótica es importante, la personería jurídica no es suficiente. Si hoy recuperáramos la personería tendría efectos contraproducentes, porque las condiciones de acción política no han cambiado. Luego, en estas condiciones volveríamos a perder la personería y el Estado va a considerar que nos reparó sin cambiar las condiciones. El Estado tiene que garantizar los derechos de participación política de todos los colombianos. Debe destruir las estructuras paramilitares que aún siguen operando y que atacan a las fuerzas de oposición. Debe transformar a la Fuerza Pública. Debe resolver el problema agrario, como se ha venido discutiendo en La Habana. Debe garantizar los derechos de los trabajadores y debe propiciar medidas contra la estigmatización de las fuerzas de izquierda.

Pero, ¿qué piden?

Pedimos tres tipos de medidas: satisfacción, que incluye el reconocimiento público de la responsabilidad del Estado en el genocidio de la UP y la eliminación de toda política de impunidad que se mantiene para los millares de casos contra nuestros militantes. Segundo, medidas de no repetición: reformas políticas, electorales y de seguridad. Y tercero, medidas de restitución, que implicarían que a la Unión Patriótica le sean devueltas las curules, al menos en el número máximo que logró tener, porque fue a partir de esa efervescencia social que se lideró el ataque contra nuestra participación política. Restitución no sólo de las curules sino también de las alcaldías que teníamos, para que se cumplan los programas de gobierno que impulsamos. 

¿Qué les respondería a las Farc si le proponen ser el partido de los acuerdos de paz?

Les diríamos que los invitamos a avanzar hacia un gran frente amplio de paz, en el que quepan múltiples fuerzas políticas, que requieren consenso entre elementos fundamentales de las transformaciones del país. Los acuerdos a los que se pueda llegar en La Habana son un punto de partida para una recomposición del escenario político, y necesitarán del concurso de todas las fuerzas democráticas y progresistas.

Gobierno responde críticas de  Pastrana a paz

El ministro del Interior, Fernando Carrillo, respondió al expresidente Pastrana por las declaraciones dadas a El Espectador, en las que afirmó que Santos no tenía un mandato para hacer la paz. El jefe de la cartera política sostuvo que “es lamentable que el expresidente Pastrana vaya a terminar alineado con la extrema derecha de este país y con ese sector guerrerista que está combatiendo el proceso de paz”. Además, le recordó que su gobierno también buscó la paz. “Es triste saber que independientemente de lo que haya sucedido en el pasado, como fue el esfuerzo de paz que lideró el presiente Pastrana —así haya terminado mal—, esto sea una pauta para ir en contra del proceso de paz que adelanta este Gobierno”, y agregó Carillo: “No me parece lógico que frente a tantos argumentos guerreristas intenten dominar la confianza y la credibilidad en el proceso de paz”. Al mismo tiempo dijo que a diferencia del proceso del Caguán no se ha cedido ni un centímetro cuadrado del territorio.

inserte esta nota en su página
  • 0
  • 33
  • Enviar
  • Imprimir

Última hora

  • Construcción del Metro de Bogotá comenzará en 2015: Alcalde de Bogotá

Lo más compartido

  • Bogotá Sep 7 - 11:28 am

    Las pruebas de Sergio

    Las pruebas de Sergio
  • El conmovedor abrazo de una leona a su antiguo cuidador
  • La 'Supervenus', el video contra los estereotipos de belleza
Publicidad

Suscripciones impreso

362

ejemplares

$312.000 POR UN AÑO
Publicidad
Ver versión Móvil
Ver versión de escritorio