Santos mantiene la prudencia

El Presidente electo de Colombia eludió en Panamá las preguntas sobre la crisis diplomática que atraviesa el país con Venezuela.

El presidente electo de Colombia, Juan Manuel Santos, eludió comentar este viernes en Panamá las disputas de su país con Venezuela, que llevaron al presidente Hugo Chávez a romper lazos diplomáticos con Bogotá y a poner a las tropas en alerta.

Santos se reunió con el presidente Ricardo Martinelli en Panamá, segunda escala de una gira a México y América Central, e hizo una breve declaración sin hablar de las tensiones con Caracas, tras lo cual se retiró del encuentro para viajar a Costa Rica sin aceptar preguntas de los periodistas.

"Yo sigo ahora para Costa Rica para reunirme con la presidenta (Laura) Chinchilla, luego regreso a Bogotá, donde dormiré. Luego continuaremos la gira en Sudamérica visitando Chile, Argentina, Perú, regresamos a Colombia y luego a República Dominicana y con el presidente (Leonel) Fernández iremos a Haití", dijo Santos.

Agregó que con Martinelli "hemos hablado (...) de adoptar posiciones comunes frente a problemas ante el mundo o terceros países", pero no dio detalles.

"Panamá y Colombia tienen un destino común y vamos a trabajar con gran amistad y gran optimismo", expresó Santos.

El canciller panameño Juan Carlos Varela dijo que su gobierno ofreció una mediación a Santos.

"Panamá se ha ofrecido a ser un mediador entre estos dos países (pero) la (futura) canciller María Angela (Holguín) y el presidente Santos han sido muy claros que la política exterior, como tiene que ser, de Colombia hasta el 7 de agosto es manejada por el presidente Uribe y el canciller (Jaime) Bermúdez", dijo el canciller Varela.

"Ellos (Santos y Holguín) una vez tomen el cargo tomarán su decisión", expresó, agregando que "la única posición de Panamá es un llamado al diálogo y a la reflexión para que ambos países por la vía del diálogo resuelven esta situación".

Martinelli evitó comentar la tensión Caracas-Bogotá.

"Panamá es un punto de encuentro para que personas de todas las nacionalidades o países puedan dialogar y conversar y podamos resolver los problemas entre nosotros mismos", dijo Martinelli.

Santos, de 58 años, es un periodista y economista que durante muchos años militó en el partido Liberal, cuyas filas abandonó para conformar el partido de la U, de apoyo a Uribe, a quien sucederá el 7 de agosto, tras ganar ampliamente la segunda vuelta en junio.