En Colombia, pareciera que ser honrado es una especie de estupidez: Jorge Robledo

Precandidatos presidenciales debatieron sobre la corrupción en el foro organizado por W Radio. Explicaron sus propuestas para acabar con este flagelo que hoy toca a los más altos niveles de la justicia.

Foro W Radio con precandidatos presidenciales sobre corrupción.El Espectador

En un nuevo foro entre precandidatos presidenciales, organizado por W Radio, cinco aspirantes a la jefatura de Estado anunciaron sus propuestas en la lucha contra la corrupción, en caso de convertirse en el próximo inquilino de la Casa de Nariño. Paloma Valencia (Centro Democrático); Viviane Morales y Juan Manuel Galán (partido Liberal); Jorge Robledo (Polo Democrático) y Sergio Fajardo (Compromiso Ciudadano), coincidieron en que una reforma a la justicia, en medio de la grave crisis por la que atraviesa esa rama del poder público, se hace más que necesaria. (Lea: Aguas turbulentas en el liberalismo)

El senador Robledo comenzó por aclarar que la situación es tan delicada que, según datos oficiales aportados durante el debate, Colombia es uno de los países más corruptos del mundo. En ese sentido, señaló que el origen de este flagelo tiene que ver con la clase política que ha gobernado al país durante los últimos 50 años, y argumentó que la salida es, entonces, "vencer en las próximas elecciones las candidaturas del continuismo para derrotar la corrupción. Preferimos ser derrotados y perder, que ganar mediante el fraude", dijo Robledo. 

Por eso, añadió que se hace urgente modificar ls cultura entre los ciudadanos pues, según sus palabras, "en Colombia, pareciera que ser honrado es una especie de estupidez". A su turno, la senadora uribista, Paloma Valencia, insistió en la propuesta que ha venido defendiendo el expresidente Álvaro Uribe, que busca acabar con las altas cortes y, a cambio, dejar una sola con magistrados vitalicios que puedan ingresar únicamente después de los 55 años de edad. "Tenemos una justicia totalmente inoperante", agregó Valencia. 

Mientras tanto, el exgobernador Sergio Fajardo, cuestionó a los candidatos que salen a proponer reformas para combatir la corrupción dejando de lado la vigilancia que, de acuerdo con sus palabras, deben tener los ciudadanos sobre quienes lideran dichas propuestas. "Para cada problema una ley y nos descuidamos en quiénes encabezan el debate", recalcó Fajardo. 

Así, defendió sus gestiones durante los gobiernos regionales que ejerció como alcalde y gobernador, tras afirmar que nunca compró un solo voto y se comprometió a radicar el primer día de su gobierno -si gana las elecciones presidenciales- una reforma integral a la justicia. "Porque no estoy de acuerdo con la constituyente que propone la senadora Viviane pues es una puerta que luego de abrirla no se sabe por dónde sale", explicó. 

La congresista liberal, por su parte, insistió en la Asamblea Nacional Constituyente para reformar a la justicia y, al mismo tiempo, propuso una gran revolución ética en el país. "La justicia no se puede reformar vía Congreso. Los magistrados de las altas cortes se dedicaron a presionar a los congresistas para que no les quitaran sus privilegios", fueron las palabras de Morales. 

Finalmente, el senador Juan Manuel Galán recordó las palabras del papa Francisco quien, durante su paso por Colombia se refirió a la corrupción y afirmó que "el diablo entra por el bolsillo". Sin embargo, aclaró que  "no nos podemos quedar al calor de la coyuntura. Tenemos que abordar una reforma estructural e ir al origen de la corrupción, que es el clientelismo para favorecer el interés específico de alguien".