Publicidad
Wikileaks 18 Sep 2011 - 6:30 am

Las colectividades intentaron evitar el retorno del fantasma de la parapolítica

Los filtros de los partidos

En un cable diplomático, la Embajada estadounidense se refirió a las elecciones para Congreso del año 2010. A pesar de los avances, exteriorizó su escepticismo en torno al poder de las dinastías políticas en las regiones.

Por: Elespectador.com
  • 2Compartido
    http://www.elespectador.com/noticias/wikileaks/articulo-299971-los-filtros-de-los-partidos
    http://www.elespectador.com/noticias/wikileaks/articulo-299971-los-filtros-de-los-partidos
  • 0
Foto: Archivo El Espectador

Los meses previos a las elecciones para el Congreso en 2010 estuvieron marcados por el fantasma del escándalo de la parapolítica. Para que la situación no se repitiera, los partidos anunciaron diversas medidas para alejar la criminalidad de sus colectividades y evitar que políticos cuestionados se postularan al Congreso. La Embajada de los Estados Unidos tomó nota de lo que estaba sucediendo y en un cable diplomático, del 24 de febrero, informó a Washington sobre los filtros de los partidos para depurar sus listas de candidatos.

Según el cable, el Polo Democrático Alternativo, por ejemplo, obligó a sus candidatos a firmar un documento en el que se comprometían a divulgar las finanzas de sus campañas, cumplir con las normas electorales y presentar certificados de las autoridades para avalar su transparencia y demostrar que no había investigaciones en su contra. Lo mismo que hizo el Partido de la U, con un filtro adicional: los candidatos tenían que ser avalados por el Comité de Ética y por el propio presidente del partido.

A su vez, el Partido Cambio Radical y el Movimiento Mira únicamente aceptaron a candidatos que fueran conocidos, al menos por un miembro de la colectividad que pudiera avalar sus calidades personales. Cambio Radical llegó incluso a obligar a sus candidatos, y a quienes los presentaran, a firmar sendas declaraciones en las que aseguraran que los postulados no tenían vínculos con ningún grupo armado ilegal y que sus campañas habían sido financiadas de forma legal.

En el caso de Mira, los candidatos que pasaron el primer filtro tuvieron que verse expuestos al ojo inspector de un grupo de voluntarios, 5.000 en total, que revisaron sus antecedentes, visitaron a sus familias y entrevistaron a sus amigos. Como el Movimiento Mira, el Partido Verde se apoyó en sus militantes para depurar su lista de candidatos al Congreso. Para concretarlo, creó una página en internet llamada www.confianzaelectoral.com, a través de la cual se podía denunciar cualquier clase de irregularidades en las campañas.

Hubo dos partidos que se apoyaron en informes del Departamento del Tesoro de los Estados Unidos a la hora de vetar candidatos: el Partido de la U y Compromiso Ciudadano, del ahora candidato por el Partido Verde a la Gobernación de Antioquia, Sergio Fajardo. El político paisa, además, entrevistó personalmente a cada uno de los candidatos antes de darles sus avales. En contraste, el Partido de Integración Nacional (PIN) no anunció medida alguna para evitar que se infiltraran a sus listas al Congreso personajes dudosos.

El cable dejó escrito que esa colectividad apenas si mencionó que existía la posibilidad de divulgar el financiamiento de las campañas de sus candidatos y trabajar con las autoridades para depurar sus listas. El reporte a Washington consignó las opiniones de varios expertos que, en términos generales, expresaron su preocupación por el tema, pero también reconocieron la falta de impedimentos legales para frenar las aspiraciones de algunos candidatos cuestionados. De cada partido dependía esa opción democrática.

A pesar de los anuncios de los partidos, la Embajada se mostró pesimista sobre las elecciones de 2010 y aseguró que los políticos dudosos y sus dinastías tenían todavía mucho poder como para influir de forma negativa en la jornada electoral. Sin embargo, resaltó la labor del Consejo Nacional Electoral y las reformas que estaba tramitando para erradicar la criminalidad en la política. Hoy, la historia vuelve a repetirse. Los partidos luchan contra la infiltración de la criminalidad y el fantasma de la parapolítica ronda a menos de un mes de las elecciones para gobernadores, alcaldes, concejos y asambleas.

  • 2
  • Enviar
  • Imprimir
Publicidad

Suscripciones impreso

362

ejemplares

$312.000 POR UN AÑO
Publicidad
Ver versión Móvil
Ver versión de escritorio