Por: Carolina Botero Cabrera

2016: Colombia celebrará el dominio público

Finalmente en 2016 y gracias a la Biblioteca Nacional, Colombia empieza a honrar el dominio público: confirmado, ¡las obras de 13 autores colombianos entran al dominio público hoy!

Hace un año escribía mi primera columna de 2015 recordando que el primero de enero se celebra mundialmente el dominio público. Recordaba que en esta fecha cada país identifica los autores cuyo aniversario de muerte hace que su obra deje de estar en el patrimonio de los herederos del autor y pase a formar parte del patrimonio cultural de la sociedad. Desde ese momento podemos reutilizarla sin pedir permiso. Recordaba que el derecho de autor tiene dos caras: la protección para el autor y el dominio público para la sociedad. Sin embargo, decía, en Colombia ha primado una mirada maximalista en la protección del autor que invisibiliza la importancia de la protección pública del dominio público (valga la redundancia pues quiero reafirmar su carácter “público”).

Bien, parece que esta situación empieza a cambiar. Recientemente la Biblioteca Nacional de Colombia anunció que “Colombia celebra el día del Dominio Público”, pues ha identificado a 13 autores colombianos que hoy pasarán al dominio público. En el escrito se menciona especialmente al célebre paisa “Joaquín Antonio Uribe”, quien da nombre al Jardín Botánico de Medellín. La biblioteca se une con este reconocimiento a la celebración internacional y ahora corresponde a la sociedad colombiana apropiarse de ese patrimonio y celebrar a sus autores difundiendo y utilizando su obra.

El paso que da la Biblioteca Nacional es grande y abre un camino para instituciones como el Registro de la Dirección Nacional de Derechos de Autor y otras organizaciones patrimoniales como las que custodian audiovisuales o fotografías. Si la iniciativa se replica habría un incremento exponencial en nuestra capacidad para identificar el dominio público colombiano, protegerlo, difundirlo e incluso impulsar la cultura de mezcla que es esencial en procesos creativos y de formación de identidad.

En Twitter ya están proponiendo festivales, proyectos de digitalización, subir contenido a archive.org, etcétera. Apoyemos a la Biblioteca Nacional y hagamos de 2016 un año para celebrar la creatividad colombiana que se materializa en bienes comunes de la sociedad. No dejemos que esta iniciativa pase desapercibida. #DominioPublicoCol.

Buscar columnista