Por: Antonio Casale

Ahí te dejo Madrid (Zidane)

James Rodríguez marcó 39 goles en el equipo más famoso del mundo, el Real Madrid. De esos, 28 fueron en Liga, cinco en Champions, cinco en copa del Rey y uno en Supercopa de España. El colombiano no es delantero nato, por eso esta cifra es importante.

Al Real Madrid no se llega por invitación sino por méritos, y lo más difícil después de hacerlo es poder estar en la cancha. Jugó 111 partidos, 77 de ellos en Liga, 20 en Champions, dos en Supercopa de Europa, dos en Supercopa de España, dos en Mundial de Clubes y ocho en Copa del Rey.

James Rodríguez es difícil de superar por cualquier otro colombiano. En la generación actual de futbolistas no se ve quien pueda llegar a la casa blanca y menos en puestos ofensivos, que son los más relevantes. En la próxima camada se avizoran buenos defensas y volantes de marca, pero no generadores de juego ni delanteros con la capacidad de hacer parte de la élite del fútbol mundial.

Para muchos, James fracasó en el Madrid; no pueden estar más equivocados. No creo que los mayores de 30 años veamos de nuevo a algún jugador colombiano jugando en el equipo merengue, y de ser así será más lejano poder verlo en 111 partidos. El cucuteño llegó hasta donde ningún otro compatriota. Si bien no se consolidó como todos esperábamos, siempre que le dieron la palomita cumplió, y con creces. Aunque quisiéramos, no todo en la vida depende de nosotros. Hay factores externos incontrolables que determinan el rumbo. Eso le pasó a James.

Por otro lado, apenas tiene 26 años, va a jugar en otro equipo de la selecta élite, el Bayern Múnich, en el que tendrá otra gran oportunidad de pasar dos de los mejores años de su carrera. A lo mejor vuelva al Madrid, equipo con el que firmó una temporada más antes de irse, y termine de escribir una bella historia. Habrá que ir paso a paso hasta saberlo.

Si usted es de los que piensan que James fracasó en el Madrid, le vendría bien preguntarse qué tan lejos está de trabajar en el Real Madrid de su profesión y tener cierto protagonismo. Muy pocos colombianos podrán responder que lo han logrado y seguro ellos piensan que James, lejos de fracasar, lo logró.

Buscar columnista

Últimas Columnas de Antonio Casale