Por: Cartas de los lectores

Cartas de los lectores

El pasado viernes, 13 de septiembre de 2013, en el artículo titulado “Hay que cambiar la Ruta del Sol”, publicado en la sección de Cundinamarca (página 14), donde se hace referencia a los inconvenientes que presenta el tramo entre Villeta y Guaduas del Sector 1 de la Ruta del Sol, a cargo del Consorcio Helios, se utilizó una fotografía donde aparece el logo de la Concesionaria Ruta del Sol S.A.S., responsable de construir el sector 2 del Proyecto Vial Ruta del Sol, que se inicia en Puerto Salgar (Cundinamarca) y finaliza en San Roque (Cesar).

Vale la pena aclarar que el Consorcio Helios y la Concesionaria Ruta del Sol S.A.S. no son la misma empresa, tienen contratos distintos y una presencia geográfica diferente.

Este tipo de errores no sólo informan equivocadamente a la opinión pública, sino que tienen efectos negativos para un proyecto de las características del sector 2 de la Ruta del Sol.

Aprovechamos la oportunidad para informarles que el proyecto a cargo de la Concesionaria Ruta del Sol S.A.S. —cuyos accionistas son Odebrecht, con el 62,01%; Episol S.A.S, con el 33%, y CSS Constructores S.A., con el 4,99%— a la fecha presenta un avance de más de 150 kilómetros construidos entre vía nueva y rehabilitada. Además, hemos realizado una inversión de 1,5 billones de pesos, de los 3,6 que comprende la totalidad del proyecto, y contamos con el 75% de los predios necesarios para la obra.

Eder Paolo Ferracuti. 

Representante legal, 

Concesionaria Ruta del Sol SAS

Gesto de gallardía

Que una coronel de la Policía haya tenido el valor de buscar a las familias de las personas fallecidas en el Night Club es un gesto de gallardía institucional, que demuestra la evolución de esa institución en cultura ciudadana. Eso no significa que la Policía Nacional esté asumiendo la responsabilidad de los hechos; lo que demuestra es que está formada con valores, principios y ética pública, que le permiten reflexionar ante sus actuaciones, para que en caso de presentarse algunos equívocos de buena fe, el perdón sea el puente para evitar la fractura con la comunidad, que es la razón de ser de su misma existencia. Ojalá todos los colombianos tomemos esta misma actitud, cuando seamos conscientes de que nos equivocamos. Y qué bien que haya sido una mujer policía la que tomó la iniciativa. ¡Felicitaciones a la Policía con el mismo corazón de los colombianos!

Paula Fda. Tunjano Quintero.

Bogotá.

Envíe sus cartas a [email protected]

Buscar columnista