Por: Mario Fernando Prado

¿Casas gratis o cafeteros quebrados?

País de paradojas este.Los bancos ganando billones y Juan Pueblo cada vez más pobre.

Y es que ya no son contrastes sino inequidades en las que el Gobierno tiene buena parte de la culpa.

¿Para qué —pregunta un lector popayanejo— las tales casas gratis si con ese dinero se habría podido arreglar el problema de los cafeteros y de muchos sectores más?

Y es que la situación de los cultivadores del producto insignia de los colombianos está reventando la paciencia de miles de compatriotas que no entienden cómo se dejó crecer este problema hasta llegar a los extremos en que estamos.

La carretera Panamericana lleva 11 días bloqueada, con la parálisis que ello supone, y al parecer el alto gobierno no entiende toda su dimensión ¿Qué tal que la carretera bloqueada fuera la de Bogotá-Girardot?

Aquí nos mandan a un ministro con chaleco de campaña, afirmó un payanés al denunciar la oprobiosa situación que padecen su ciudad y su región.

El Cauca está siendo humillado por el tortuguismo de un gobierno que promete y promete y nada cumple, aseguró. Y nos viene a cañar con par jotas, regalando casas que van a ser un problema para los adjudicatarios y para sus vecinos, en lugar de arreglar la situación de más de medio millón de pequeños caficultores que están trabajando a pérdida en más de ocho departamentos.

Es mucha la razón que les asiste a los habitantes del sur del país, que por una parte están pasando hambre, a pesar del puente aéreo que no da abasto, y por otra apoyan a sus coterráneos en sus justas peticiones y/o exigencias. Una casa gratis dará techo a una familia, pero un sector cafetero rentable le da comida y progreso a más de dos millones.

Ojalá Angelino logre un acuerdo este fin de semana. De lo contrario, se avecina una revuelta social de incalculables consecuencias, mientras se fragua un “cafecazo” de profundas repercusiones políticas que nadie sabe en qué terminará.

Buscar columnista

Últimas Columnas de Mario Fernando Prado