Publicidad
Aura Lucía Mera 5 Nov 2012 - 11:00 pm

Ámese... el cáncer es asunto de todos

Aura Lucía Mera

Existen seres mágicos, que con su muerte salvan centenares de vidas. Claudia Saa Cabal fue una de ellas. Claudia, vallecaucana raizal, su vida estaba diseñada para la alegría.

Por: Aura Lucía Mera
  • 5Compartido
    http://www.elespectador.com/opinion/columna-385313-amese-el-cancer-asunto-de-todos
    http://tinyurl.com/d5kz3yh
  • 0

Claudia, joven, bonita, llena de vida hasta que el cáncer traicionero le segó, inmisericorde, muchos años de vida y la realización de todos sus sueños.

Casi todos. Porque, sin doblegarse ante la enfermedad, sin amilanarse por la quimioterapia, siguió viviendo hasta el final, volcada con pasión en el proyecto que tenía en mente y pudo hacer realidad. La Fundación Ámese, precisamente creada como una ONG sin ánimo de lucro para ayudar a otras mujeres colombianas, a la detección temprana del cáncer de seno, iniciar un tratamiento adecuado y vencer la enfermedad. Claudia prolongó su vida entregándose a los demás. Olvidándose de dolores y debilidades, con una pasión arrolladora, pues su obsesión fue dejar esta Fundación marchando. Y lo logró. Su sede principal está en Bogotá, unas oficinas llenas de calor humano, colores cálidos y personal capacitado para el acompañamiento y ayuda a todas las mujeres que tienen el diagnóstico de cáncer de seno. Otras dos sedes funcionan en Ibagué y Cali, esta última trabajando en llave con la Fundación Valle del Lili, una de las mejores en Latinoamérica.

Es bueno saber que el cáncer de seno es el más estudiado en el mundo. Gracias a ello, el cáncer de seno se puede considerar actualmente como una enfermedad crónica y no como sinónimo de muerte. Todo depende de la rapidez con que se detecte. Iniciar el tratamiento sin interrupciones y seguir llevando la vida día a día, con entusiasmo.

El objetivo de Ámese, con la venia del Instituto Nacional de Cancerología, los oncólogos especializados y las diferentes clínicas es impedir que en Colombia sigan muriendo mujeres por no haber recibido ayuda a tiempo. Es inconcebible cómo gracias a nuestro corrupto y vergonzoso sistema de salud, desde que una mujer se detecta alguna anomalía en cualquiera de sus senos, hasta que le dan la cita y autorizan a iniciar el tratamiento con las drogas adecuadas, pueden pasar más de seis u ocho meses. La mayoría de estas mujeres, de escasos recursos económicos tienen como destino final una muerte dolorosa y prematura.

No hablemos de las cárceles de mujeres. No existen mamógrafos. No dan los permisos médicos a tiempo. Caprecom no responde ni le importa. Pareciera que los pobres están condenados a morirse sin que al resto de este país inequitativo y excluyente le importara un rábano. Cuantos niños huérfanos. Cuántos hogares destruidos.

Ámese es completamente gratuito. Recibe a todas aquellas que sean remitidas con un diagnóstico de cáncer en el seno. En sus sedes se les informará, apoyará y acompañará. Ya jamás se volverán a sentir solas. Sus familias también crearán lazos de unión y solidaridad. Ojalá el resto de ciudades de Colombia tuvieran una sede. El cáncer de seno es asunto de todos. Y todos los colombianos podemos ayudarnos.

Felicitaciones a Ámese, a su actual directora Victoria Eugenia Saa Cabal ,conocida por todos afectuosamente como Tory. Heredó la pasión de su hermana. Recibió el legado y continúa incansable enviando el mensaje de esperanza a todas las mujeres del país. No esperamos a que sea demasiado tarde. Apoyando Ámese, apoyamos la vida. No cuesta mucho tender las manos y unirnos alrededor del amor.

  • 5
  • Enviar
  • Imprimir
Publicidad
Publicidad

Suscripciones impreso

362

ejemplares

$312.000 POR UN AÑO
Ver versión Móvil
Ver versión de escritorio