Por: Cartas de los lectores

Cartas de los lectores

Ayer, en la página 7, se publicó una noticia que se antetitula “Como en la Edad Media”, sobre un listado de personas por las cuales un católico no debería votar, según una iniciativa de algunos católicos, por temas relacionados con la vida y la moral cristiana.

Si bien es cierto que puede haber maneras más amables de hacer una campaña, lo que me parece absurdo es que esa supuesta noticia se redacte en nota de denuncia, y para hacer notar la Edad Media citan a un emperador de la era precristiana, del año 98 antes de Cristo, es decir, queda claro que el periodista, con poca ilustración, quiere hacer quedar en ridículo una posición de algunos católicos, mezclando a la Iglesia, sin lograrlo, pero dejando claro que en este país sólo tienen vocería en los medios los que ataquen a la Iglesia. Los que de una u otra forma tengamos una posición de defensa y respeto por sus postulados, seremos ridiculizados y marginados.

Estamos en un país pluralista, en donde todo el mundo cabe, con sus ideas, siempre respetuosas, cualesquiera que sean, y sus creencias, y considero que la prensa debe intentar ser más objetiva en temas tan sensibles como estos y entender que si un católico da su opinión o da “batallas” públicas a favor de sus correligionarios es tan válido como que los gays hagan marchas o besatones públicas, o que unas personas que quieren la eutanasia hagan lobby para que se apruebe, o los que consumen droga para que se apruebe la dosis personal.

No digo que todo esto pueda equipararse; sólo considero que si para la prensa es respetable y digno visibilizar todos esos movimientos, por qué una iniciativa católica debe ser atacada o ridiculizada sin argumentos, como en la nota que estoy comentando.

Javier Hernando Aguillón. 

Bogotá.

Matrimonio igualitario

El matrimonio gay no existe. Hay hombres gay que contraen matrimonio, pero lo mismo hacen mujeres lesbianas u hombres y mujeres heterosexuales.

Por eso les pido que consideren tratar de sopesar lo que significa nombrar el matrimonio igualitario como matrimonio gay.

Hago un llamado respetuoso a que como medio reflexionen y tengan en cuenta que un titular no puede estrangular una lucha. Me refiero a la lucha de la igualdad. Las personas LGBT exigimos respeto de la sociedad e igualdad ante la ley.

Alejandro Gamboa. Medellín.

Envíe sus cartas a [email protected]

Buscar columnista

Últimas Columnas de Cartas de los lectores